El Top 10 de las Mejores 
Comidas Típicas de Sudáfrica
para probar este 2020

El mestizaje culinario se hace presente en la gastronomía de Sudáfrica

En los platillos tradicionales de Sudáfrica se combinan tres influencias principales que le dan su peculiaridad. La primera es la autóctona de los pueblos primigenios de África, que aportan su sabor tradicional. Esta se combina con la proveniente de los colonizadores blancos, que la enriquecen con sus creativas preparaciones. Finalmente, se suma la de los inmigrantes de Asia, especialmente de la India y Malasia, que la potencian con sus condimentos.

Si te preguntas qué hacer en Sudáfrica teniendo como eje central la gastronomía, puedes recorrer algunas de sus ciudades. Algunos de los destinos famosos de esta nación son Johannesburgo, Ciudad del Cabo o Durban. En estos podrás probar platos exclusivos que te dejarán una satisfacción imperecedera.

Si estás de vacaciones en Sudáfrica podrás hacer un tour por sus regiones de viñedos, donde te sorprenderán las riquezas de sus cepas y la originalidad en sus cultivos. El Breede River Valley es uno de los sitios que te espera para hacer este recorrido vinícola.

Hacer turismo en Sudáfrica es encontrarse con un pueblo tan multicolor y pluricultural como su bandera. Te recibirán con los brazos abiertos y te invitarán a degustar sus originales y exóticas comidas y bebidas.

A continuación verás las mejores preparaciones que debes tomar en cuenta en tu viaje a Sudáfrica.

1. Frikadelle (Albondigas de Carne)

El frikadelle es la versión sudafricana de las albóndigas

El frikadelle es uno de los platillos típicos de Sudáfrica. Se trata una versión propia de las albóndigas y a su vez herencia de la colonización holandesa. Estos europeos lo conocieron de los árabes, quienes lo denominaban búnduqah.

Para prepararlo la carne picada de vacuno o cordero se mezcla con huevo, harina, cebolla y perejil. Luego es sazonada con pimienta negra, nuez moscada y mejorana para potenciar su sabor. Esta mezcla se amalgama con el pan rallado para hacer bolitas.

Su forma de cocción puede ser frita, a la plancha o al horno. Si va al horno es recomendable que las aplanes un poco. En este caso, la ventaja es que no se utiliza grasa, por lo que el plato es más sano y los jugos se quedan en el interior. De esta manera, se obtiene un frikadelle muy sabroso. Hornea a 180 grados, durante 10 minutos por cada lado.

Este platillo puede comerse tanto en restaurantes como en casa, acompañado de arroz y alguna ensalada. Está entre los platos de comida con precios módicos, ya que no excede los 42.6 rans (3 USD).

2. Biltong (Carne Asada)

Biltong son trozos de carne seca condimentada y cortados en tiras

Un plato de biltong está compuesto por trozos de carne, generalmente de ternera, que se elaboran a partir de filetes cortados en tiras. El curado en seco es un método utilizado por muchas etnias de África para preservar la carne. Esta es una de las comidas extrañas de Sudáfrica y el nombre, "bil" que significa trasero y "tang", tira, le fue dado por los colonizadores.

Para preparar este platillo, debes marinar la carne con vinagre de manzana, sal tipo braai y semillas de cilantro. Además usa ajo, chile y salsa worcestershire. Debes dejarla marinar unas 12 horas como mínimo. Por otra parte, la carne tendrás que rebanarla en tiras de unos cinco centímetros y ponerla a secar al sol.

Esta comida responde a la pregunta de cuáles son los platos típicos de Sudáfrica que suelen comerse como pasapalos o snacks. Su popularidad se debe a que no necesita refrigeración y se consume a diario tanto por adultos como niños. Un dato curioso es que fue muy demandado en el mundial de fútbol de Sudáfrica en 2010. Se consigue en carnicerías, supermercados y se vende empaquetado. Es una fuente natural de hierro, con alto contenido en proteínas, bajo en grasas y en azúcar.

3. Bobotie (Carne Picada con Huevo)

El bobotie es un pastel de carne adornado con huevo

El bobotie ocupa un lugar especial en la gastronomía de la República Sudafricana, ya que es una opción tradicional. Además, gracias a su naturaleza multicultural, el plato se ha enriquecido con los aportes de los inmigrantes malayos. Consiste básicamente en un pastel de carne especiada, decorado con huevo.

El bobotie lleva en su preparación carne picada de ternera o de cordero, sazonada con curry, jengibre y cebolla. Otros ingredientes que hacen de esta receta una muy especial son las almendras, el coco rallado y el huevo. Lo primero que debes hacer es saltear la cebolla con mantequilla, luego agregas las almendras, curry, sal y el pan pasado por leche. Finalmente añade la carne y el coco rallado.

Aparte, incorporas la leche con el huevo y colocas la mezcla en un recipiente al horno a 170 grados durante 45 minutos. Este plato suele adornarse con hojas de laurel, nueces y se sirve acompañado de arroz, sambals y bananas en rodajas.

Se puede probar en los bistrós de Franschhoek, cerca de Ciudad del Cabo o en el antiguo barrio musulmán de esta ciudad. Se dice que era el plato favorito de Nelson Mandela.

4. Braai (Barbacoa)

En el braai se encuentran la comida y las relaciones sociales

Si preguntas cuáles son las comidas típicas de Sudáfrica, debes saber que el braai es una de ellas. Esto es porque a este plato se le asocian otros aspectos culturales y de interacción social que forman parte de sus tradiciones. Braai hace referencia en africano al asado preparado al aire libre.

Para asar puedes utilizar carnes de cerdo, cordero, res y salchichas boereword. Estos trozos, previamente condimentados, se colocan en la parrilla para dejar que se cocinen en su jugo natural.

En la historia de la gastronomía de Sudáfrica este plato ocupa un lugar fundamental. En el país tienen pasión por la carne asada y el braai es uno de sus pasatiempos nacionales para ver y participar. Siempre está presente en el Día del Patrimonio (24 de septiembre), día en el cual celebran el aniversario de la diversidad del patrimonio multicultural. Se le denomina Braai Day.

En la realización del braai hay tradiciones y rituales que no se pueden saltar, como que el parrillero es un hombre y las otras personas se colocan alrededor con una cerveza. En todas las viviendas hay un sitio especial para el braai y no se estila comerlo en restaurantes sino en casa los domingos por la tarde.

5. Boerewors (Salchicha)

El boerewors es un tipo de salchicha presente en eventos deportivos y culturales

El boerewors es una salchicha especiada condimentada con picantes de origen malayo. La tradicional salchicha tiene forma de espiral y es uno de los platos emblemáticos de la gastronomía típica del país. Por esta razón si vas a viajar a Sudáfrica no debes dejar de probarlo.

Los ingredientes de este plato son carne de ternera, cerdo y/o cordero, cilantro y vinagre. La proteína debes condimentarla con pimienta negra, nuez moscada, clavo de olor y tomillo. Para su preparación, muele la carne con todos los ingredientes y ve llenando la tripa, que luego refrigerarás por 24 horas. Puedes hacerlas fritas, a la plancha o a la brasa, que es el método original de este platillo tradicional de Sudáfrica.

Este plato tan popular en la dieta típica de los sudafricanos, extensivo en otros países vecinos, no puede faltar en eventos deportivos. Se consigue en los supermercados y en las calles, donde puedes encontrarlos como Borie Roll. Si vas a Pretoria, no dejes de probar este plato acompañado de una refrescante cerveza lager. De esta forma, estarás probando dos de los principales alimentos y bebidas de Sudáfrica.

6. Bunny Chow

El bunny chow es un pan relleno con vegetales

El bunny chow es uno de los exponentes de la gastronomía del país de Sudáfrica que, por supuesto, nada tiene que ver con un conejo. El nombre es una adaptación del término indio "bania". Esta palabra se refiere a una de las castas indias establecidas en Durban, de ahí la presencia tan fuerte del curry. En otra versión se apunta que con el apartheid, los restaurantes lo vendían a los negros en las puertas traseras y envueltos en periódico, al no poder acceder a estos establecimientos.

Sus ingredientes son todos hortalizas: cebolla, jengibre, curry y papa son algunos. Lleva además zanahoria, pimiento y chile cúrcuma. Sofríe el ajo, cebollas, jengibre y luego añade los otros vegetales para que se cocinen. Luego, agrega las especias con media taza de agua. Posteriormente, extrae el interior del pan de manera que solo quede el contorno y rellena con los ingredientes ya cocinados.

Es un sencillo plato muy demandado en los suburbios de Durban. Se popularizó en los años cuarenta, y no necesita comerse con cubiertos, por lo que a su vez la hace otra de las comidas callejeras de Sudáfrica.

7. Chakalaka

El shakalaka es una salsa que acompaña guisos y arroces

El shakalaka es un preparado bastante picante y espeso que se emplea para acompañar guisos, estofados y que incluso se puede consumir solo con pan. Su consistencia varía dependiendo de las verduras que se empleen en su elaboración, por lo que es de las recetas de platos típicos de Sudáfrica más flexibles.

Sus ingredientes principales son cebollas, tomates y pimientos. También deberás usar zanahorias, curry en polvo y jengibre. Para preparar este platillo vierte en una cacerola las cebollas, los tomates y los pimientos picados. Luego añade ajo triturado, el curry en polvo y el almidón de maíz. Seguidamente coloca al fuego y agrega los otros ingredientes, incluidos los frijoles. Esta mezcla debes cocinarla por unos 15 minutos adicionales a fuego lento.

Este plato típico se sirve como mezcla de carnes, guisos y ensaladas y se puede degustar tanto frío como caliente. Usualmente se acompaña con pan, mielie-meal o estofados y, para compensar su sabor picante, a veces se sirve con amasi. En la zona Newtowns de Johannesburgo muchos restaurantes sirven este delicioso plato. Además, dicen que es muy degustado especialmente por los fanáticos de la comida con especias.

8. Vetkoek (Empanada Rellena de Carne)

El vetkoek es un bollo de carne con cebolla y curry

El vetkoek es una de las comidas callejeras de Sudáfrica ya que es un alimento rápido, barato y fácil de preparar. Tiene una forma similar a la rosquilla pero sin orificio. Su nombre deriva de "vet" (grasa) y "koek" (bollo, pastel), lo que genera "bollo de grasa" en africano.

Para preparar el vetkoek necesitarás harina, levadura, mantequilla y sal. Mientras tanto, el relleno lleva carne picada, cebolla y curry. Tamiza la harina mezclando con agua, sal, levadura y mantequilla y procura que quede una masa compacta. Reposada la mezcla, agrega el relleno y cierra para freír por unos 10 minutos.

Otra forma de preparación, es como uno de los postres tradicionales de Sudáfrica. Para lograr esto, agrega a la masa algún tipo de mermelada como relleno y luego de horneada, báñala en sirope o miel. En suburbios con una mayoría de población negra hay una variante denominada magwenya que sirven al desayuno.

En Ciudad del Cabo, al sur de África, también podrás encontrar esta comida típica en las calles y en eventos deportivos. Su costo es de unos 35 rands (2.5 USD).

9. Potjiekos

El potjiekos se hace presente en la mesa de todas las clases sociales

Este estofado es una de las comidas tradicionales de Sudáfrica que se hace presente en la mesa de todos: negros, blancos, ricos o pobres. Su nombre hace referencia a la cacerola en que se prepara y que se traduce como "pequeña olla de comida". Su origen se atribuye a los colonizadores europeos que cargaban en sus exploraciones una olla de hierro donde cocinaban lo que cazaban con algunas verduras.

El potjiekos, que está entre los 10 platillos típicos de Sudáfrica, lleva una primera capa de carne en el fondo del caldero a la que debes echar tubérculos y otros vegetales. Además coloca sal, pimienta y curry en abundancia a la mezcla y deja cocinar bien tapada por unas cuatro horas como mínimo. Entre los secretos de su preparación están el no remover nunca, asegurarse de que siempre la carne esté cubierta de líquido y que mientras más fuego lleve, mejor.

Este plato es uno de los tradicionales de Sudáfrica, ya que suele comerse los domingos como buena excusa para cordializar con amigos. Esto es porque la gente se sitúa alrededor del caldero para conversar y compartir una larga tarde.

10. Sosaties

El sosaties es una carne en pinchos que se asa intercalada con vegetales

El sosaties es un plato de Sudáfrica elaborado con pinchos cuyo nombre viene de la combinación “sate” que significa carne en pincho y “saus” derivado de salsa. Se trata de una especie de kebab (brocheta) de carne y salsa picante.

Esta receta se prepara originalmente con carne de cordero, que se combina con las brochetas de cebolla, pimiento y orejones de albaricoque. Para la salsa usa cilantro, laurel, jengibre y chile. Condimenta además con curry, mermelada de ciruela y zumo de tamarindo, lo que dará como resultado una exquisita mezcla agridulce.

La salsa, una vez preparada, deberás dejarla marinar por unos dos días en la nevera. En los pinchos intercala la carne, la cebolla, el pimiento y los orejones, y añade la mezcla espesa. Colócalos en las brasas hasta que queden dorados y procura darles vueltas para que se cocinen bien.

Entre las recetas de comidas de Sudáfrica esta es una de las preferidas por sus pobladores, y todas a su vez conforman un contraste de sabores dulces, salados y picantes, todos deliciosos al paladar. Así pues, es un plato original de la cocina malaya en Ciudad del Cabo y de consumo frecuente entre los descendientes de los colonos holandeses.


¿10 no son suficientes?
Pues sigue leyendo para que descubras más platillos increíbles de Sudáfrica


11. Koeksuster

El koeksuster es un rico bollo de pan recubierto con sirope

El koeksister o koeksuster es un bollo de pan recubierto con sirope originario de la etnia cape malay. A diferencia de la versión malaya, la africana tiene una textura mucho más crujiente, espesa y más dulce. Así pues, es una de las golosinas más apreciadas por los pequeños. El país de Mandela, además de ser conocido por la variedad de carnes que consumen, también es renombrado por sus postres típicos de Sudáfrica.

Sus ingredientes son muy simples y su realización sencilla. Contiene básicamente miel, pan y almíbar. Prepara el pan en forma de trenza, fríe en aceite y cubre con un sirope de miel. Una vez frita la masa trenzada, sumerge en el sirope en frío. El resultado es un interior suave y una superficie crujiente. Por el sirope te quedarán los dedos pegajosos por un rato.

En su apariencia son dulces especiados en forma de grandes huevos, con corteza crocante y un centro de jarabe líquido y espeso. Resulta de gran atractivo especialmente para los niños, quienes los llevan para sus meriendas escolares.

12. Poetoepap

El poetoepap es una polenta con maíz presente en los sectores populares

El poetoepap o pap es una de las comidas y platos de Sudáfrica que forma parte de su cultura ancestral culinaria. Esto es porque siempre ha estado presente en las dietas de las etnias originarias a las que se han incorporado algunos ingredientes aportados por los colonos blancos.

Los ingredientes principales son maíz blanco (mielei-meal), tomate y cebolla. Además lleva salsa de soya y ajo. Para prepararlo vierte la harina de maíz en una cazuela con agua hirviendo y revuelve con una cuchara de madera hasta que quede una consistencia espesa. Después baja el fuego y agrega los demás ingredientes moviendo constantemente para compactarlo.

Es uno de los principales platos típicos de Sudáfrica, que no puede faltar entre los pobladores de menores recursos, quienes lo aliñan con verduras. En el norte del país lo suelen comer como especie de polenta al desayuno con leche y azúcar, y también como comida fuerte en estofado acompañado de tomates y cebolla.

Ciudad del Cabo es uno de los sitios predilectos para comerlo, por su característico sabor casero. El plato puede tener un costo aproximado de 30 rands (2.1 USD).

13. Mashonzha

La mashonzha es una comida exótica rica en proteínas

La mashonzha es una de las comidas exóticas de Sudáfrica por lo peculiar de su ingrediente principal, que es un gusano. Estos son miembros de la especie de mariposas Gonimbrasia Belina, de hábitos nocturnos. Son comestibles en su fase de oruga y resultan una importante fuente de proteínas. Son conocidos también como gusanos mopanes porque habitan en el árbol con este mismo nombre, por lo que se denomina al plato mopane worms o masonja.

Al cazar las orugas, lo primero que se hace es pincharles la cola y estrujarlas para que salga el contenido del intestino. Luego se hierven en agua salada y se ponen al sol. Industrialmente son enlatadas en salmuera y vendidas en los supermercados.

Si eres de los que no tiene reparo al momento de comer, tu viaje a Sudáfrica es una buena oportunidad de degustar un plato muy raro. Las orugas secas puedes comerlas crudas, aunque algunos las rehidratan y las fríen o cocinan con cebolla, tomate y especies.

Son ricas en proteínas y resultan un pasapalo curioso de degustar entre los turistas. Además, entre los habitantes de zonas rurales es un plato de consumo frecuente por su alto contenido proteico.

14. Isidudu

El isidudu es un cremoso plato de calabaza preparado como un pap

El isidudu es un plato de calabaza elaborado como el tradicional pap, que es un potaje hecho de mielie-meal o harina de maíz. Ambos resultan muy populares en la población indígena y también en los afrikáners. El isidudu es como una crema de gachas de harina de maíz mezcladas con calabaza. En el norte del país se suele servir como desayuno y también como acompañante en estofados.

Sus ingredientes son harina, col y calabaza, los cuales van a acompañados de mielie-meal y leche amasi. Para su preparación, mezcla la mielie-meal con media taza de agua, cocina aparte la calabaza y luego mantén a fuego lento durante unos 30 minutos. A continuación, agrega la leche fermentada amasi removiendo con frecuencia y cuidando no raspar el fondo de la cacerola.

Dependiendo del restaurante o establecimiento puede incluir batata dulce o boniato, también la leche amasi es una opción. Esta leche es una bebida fermentada y lactosa similar al yogur, con sabor amargo. Por lo sencillo de sus ingredientes y de su elaboración resulta muy popular y de un precio bien accesible para los sudafricanos y turistas que desean probarlo.

15. Butternut

Un plato de butternut es una cremosa sopa que se estila comer en el invierno

Cuando buscas cuáles son las comidas de Sudáfrica te encuentras con que su cocina es rica y variada por el mestizaje de sus sabores. Es el caso de la butternut, la cual destaca por su originalidad como sopa cremosa. Se estila comer en el invierno sudafricano y sus ingredientes se pueden combinar de diferentes formas para realzar el gusto.

Los componentes fundamentales que conforman la butternut son jengibre, pimienta, y curry. Además lleva cebolla, calabaza, nuez moscada y, opcionalmente, semillas tostadas de calabaza. Para prepararla inicia salteando la cebolla y el jengibre, luego en una cacerola coloca la calabaza y agrega los otros ingredientes.

Tapa y deja que la calabaza sude por unos cinco minutos. Luego añade cuatro tazas de agua y cocina a fuego lento por 30 minutos. Deja reposar y finalmente tritura o licúa todo para que adquiera una consistencia cremosa.

La calabaza rápidamente absorbe los sabores de las especias, sobre todo las más fuertes. Las hacendosas mujeres sudafricanas indican que el secreto para un mejor sabor es sofreír todos los ingredientes antes de añadir la calabaza. Esta cremosa sopa además de ser baja en colesterol es rica en carbohidratos, fibras, sodio y es ideal para acompañar con pan casero.

16. Rooibos

El rooibos es una refrescante infusión que se extrae de las hojas del "arbusto rojo"

El rooibos es una de las bebidas típicas de Sudáfrica como infusión única, porque no es realmente un té, dado que que no contiene teína. Su denominación proviene del africano “arbusto rojo”, que es el nombre de la planta cuyas hojas se usan para hacer esta infusión.

Su preparación es de lo más sencillo que puedes encontrar en lo que a recetas de bebidas de Sudáfrica se refiere. Coloca la bolsita de rooibos en una taza, vierte agua hirviendo en la taza, deja infusionar por unos cinco minutos y ya está lista para que la disfrutes.

En Sudáfrica es tan popular que hay quienes consumen hasta dos litros diarios del líquido. La producción más intensiva se da en el sur, cerca del cabo de Buena Esperanza. Lo venden empaquetado en herboristerías, tiendas de infusiones y supermercados en presentaciones de 10 o 20 sobres incluso saborizados con naranja, canela o especies.

Posee múltiples beneficios: estimula la secreción de jugos gástricos y ayuda en el tratamiento contra el insomnio y la hipertensión. Además, puede mejorarte si tienes dolor de cabeza. También es útil en dietas de adelgazamiento, porque no contiene azúcar.

17. Amarula

La amarula es un cremoso licor, marca por excelencia de Sudáfrica

La amarula es una de las bebidas tradicionales de Sudáfrica que más destaca, elaborada a partir del fruto del árbol maruleira. Se le conoce como el árbol de los elefantes porque estos animales tienen predilección por este fruto, razón por la cual el licor está etiquetado con la figura de este mamífero.

Cuando los frutos ya madurados caen al suelo y se fermentan por el calor, alcanzan hasta 30 grados de alcohol. Por esta razón, cuando los elefantes y algunos otros animales los consumen literalmente se emborrachan.

Los ingredientes para prepararlo como licor son el fruto de la marula, azúcar y nata. Luego del proceso de fermentación se destila en alambiques de cobre y se envejece por dos años en barricas de roble, para finalmente mezclarse con la crema de nata.

Es una de las bebidas más afamadas del mundo, a tal punto que en 2006 se llevó el premio de mejor licor del mundo y luego lo repitió en 2008. Su grado alcohólico está sobre los 17. Es muy cremoso al paladar, que es donde sentirás el sabor de la marula. Luego en tu nariz se mezclarán todos los aromas, lo que dará lugar a una experiencia sensorial única.

18. Malva Pudding

El malva pudding es un postre que se sirve con crema pastelera y banana

"Malva" es la palabra en africano para geranio, ya que originalmente el postre se aromatizaba con las hojas de esta planta con olor a rosa. La comida y los platos típicos de Sudáfrica cuentan con este suculento y caramelizado postre de origen holandés.

Para la masa, los ingredientes básicos son mantequilla, azúcar y huevos. Además utilizarás mermelada de albaricoque, leche y harina. Por su parte, la crema lleva nata, azúcar y mantequilla, mezclada con flor de malva y esencia de vainilla.

Para preparar bate la mantequilla derretida con azúcar, mermelada y leche. La masa debe quedar compacta, para lo que le agregarás harina y huevos. Respecto a la crema, mezcla todos sus ingredientes y coloca a fuego medio. Una vez listo el pastel, echa la crema caliente y deja reposar hasta que enfríe y absorba la crema.

Se sirve con crema pastelera o helado con textura rica al paladar. Su secreto es la técnica de la absorción de la crema caliente después del horneado. En Johannesburgo se agrega brandy y se le da el nombre de Cape Brandy Pudding. Sin embargo, fue el restaurant Bosshendal en Ciudad del Cabo quien lo popularizó en la década de los ochenta al ofrecerlo en su menú habitual.

19. Melktert

El meltkert es una torta de leche especiada con canela

El meltkert es uno de los postres originarios de Sudáfrica que se tienen como favorito. Es conocido como torta de leche y dicen que la receta original proviene de la colonia portuguesa.

El postre está hecho de leche, azúcar y huevos. También lleva canela, mantequilla y harina. Necesitarás de masa quebrada, vainilla y polvo de hornear. Extiende la masa de harinas ya preparada en un molde previamente engrasado. Aparte bate la leche, las yemas, vainilla y coloca a fuego lento. En otro recipiente revuelve las claras a punto de nieve y vierte todos estos ingredientes sobre la masa. Llévala al horno a 180 grados por unos 40 minutos.

Para aromatizar la torta y darle el típico sabor especiado, espolvorea con canela y azúcar morena para darle el característico color ámbar. Esta torta es rica en proteínas. Gusta a todos en un buen desayuno y se convierte en una sabrosa merienda o como postre después de una comida. La torta se puede conseguir en panaderías, restaurantes o para un sabor más artesanal se puede hacer y saborear en casa.

20. Mealie-Bread

El mealied-bread es un rico pan de maíz dulce y esponjoso

El mealied-bread es un pan de maíz dulce en el cual los granos se adhieren a este meloso postre. Tradicionalmente se hacía al vapor en lugar de hornear. Esta cocción al vapor cuece al maíz pausadamente y le da una consistencia tierna. Lo resultante de la preparación es un pan húmedo y esponjoso. Sin embargo, aunque menos suave, la receta más difundida es su cocción al horno por ser más sencilla.

Necesitarás harina de maíz, huevos, azúcar y leche. Además usarás mantequilla, trozos de maíz, sal y polvo de hornear. Comienza por precalentar el horno a 180 grados y untar un molde con mantequilla. Mezcla en la licuadora la leche, la mantequilla y los huevos hasta que quede como un puré. En otra cacerola revuelve harina, azúcar, polvo de hornear, vainilla y leche. Combina ambas mixturas y viértelas en un molde para que se horneen por unos 40 minutos.

Es una receta esponjosa y deliciosa que se sirve tibia como una torta dorada con sus bordes crujientes y llenos de mantequilla que realzan su frescura. Acompaña guisos vegetarianos o de carnes y es uno de los postres típicos de Sudáfrica que conseguirás en casas familiares y no tanto en restaurantes.

21. Vino Sudafricano

El vino es una bebida básicamente para exportar

Si te preguntas acerca de cuál es la gastronomía de Sudáfrica encontrarás que uno de los acompañantes más comunes es el vino. La historia del vino sudafricano se remonta al año 1655 cuando la Compañía Holandesa de las Indias Orientales trajo de Europa algunas cepas para cultivarlas. Posteriormente, hacia 1680, algunos desterrados hugonotes provenientes de Francia hicieron nuevos aportes de esta bebida.

Con las guerras de los Boers a finales del siglo XIX y el apartheid, que se fraguó entre 1948 y 1992, la producción tuvo sus altibajos. Durante el siglo XX el cultivo se fue consolidando, haciendo énfasis inicialmente en los vinos blancos para después despuntar con los tintos.

Tal es así que actualmente Sudáfrica se consolida como el séptimo país productor de vino en el mundo, los cuales se destacan por su excelente calidad. Entre las uvas más conocidas se encuentra la pinotage, que es resultado del cruce de las cepas pinot noir y cinsant. Esta se conoce por dar vinos fortificados y espumosos rojizos. Por su parte, el Contantia es uno de los vinos dulces más aclamados, muy conocido en Europa a mediados del siglo XIX por ser uno de los favoritos de Napoleón.

22. Arroz Amarillo con Pasas

En este arroz amarillo con pasas se combinan armoniosamente lo salado y lo dulce

Uno de los atractivos de Sudáfrica es su gastronomía, la cual tiene como una de sus referencias más mencionadas este arroz de sabores encontrados, que generalmente acompaña a guisos de carne. Las pasas, la cúrcuma y la canela se asocian en una mezcla de sabores para dar originalidad a este arroz.

En su preparación destacan el arroz, azúcar morena y corteza de canela. También resultan muy relevantes la cúrcuma, uvas pasas y mantequilla. Lo inicial es cocinar el arroz a fuego alto por 15 minutos. Luego añade las pasas, la corteza de canela y la cúrcuma y cocina a fuego lento por unos 40 minutos. Para finalizar saca la corteza de canela y agrega la mantequilla y el azúcar morena mezclando muy bien.

Este arroz es catalogado como una de las comidas raras de Sudáfrica y es una prueba de lo interesante que es la fusión dulce-salado como acompañante de un preciado guiso de proteínas. En los restaurantes se estila servirlo como un primer plato y en ocasiones como acompañante de la comida principal. Su originalidad radica en la combinación de los dos sabores contrastantes en una misma receta.

23. Cerveza Umqombothi

La cerveza umqombothic es una bebida alcohólica artesanal de la etnia xhosa

La cerveza umqombothic está hecha de maíz fermentado y malta de sorgo. Su consumo tiene una carga cultural importante en festividades como el paso de los jóvenes a la vida adulta de la etnia xhosa. Se puede ver además en el contacto con el espíritu de sus ancestros en los funerales y en sus fiestas tradicionales.

Los ingredientes de esta bebida son la malta de maíz, de sorgo, agua y levadura que se obtiene de la raíz de la planta muerwortel. El proceso de preparación es largo y complejo desde la mezcla, fermentación y destilación, por lo que debe ser supervisado por una persona con experiencia en su elaboración.

Si quieres aprender acerca de las recetas de bebidas típicas de Sudáfrica, debes saber que esta se hace a través de un colador en forma de tubo hecho de hierbas entramadas, llamado intluzo. Simbólicamente, este colador en el pueblo xhosa se entrega como regalo de bodas a los recién casados.

La cerveza como tal es de consistencia espesa, aroma agrio y fuerte, mientras que su aspecto es opaco y de color marrón claro. Lo relevante de esta bebida es el rol cultural que representa en la etnia con motivo de los acontecimientos principales de sus etapas de vida.

Sudáfrica: Sabores imperdibles

Sudáfrica te invita a degustar sus suculentos platos

Este recorrido gastronómico presenta una muestra de lo que podrás hallar en este acogedor y luchador país. Como habrás podido observar, la base de la mayoría de las recetas de los platos típicos de Sudáfrica es la carne.

En este país se combinan lo rico de sus comidas con sus bellezas naturales, por lo que debes visitar los lugares turísticos de Sudáfrica que te impactarán. Entre los más destacados están el sitio costero de Hermanus al sur del país, donde te deleitarás observando las imponentes ballenas. Puedes hacer también un tour por alguna de sus reservas naturales de fauna, o ir a la ciudad de Graskop para asombrarte ante el cañón del río Blyde, el más grande del mundo.

En Sudáfrica es tan importante el comer bien como el crear una buena atmósfera alrededor de la comida. Sentarse como comensal es una excusa para compartir con el resto de las personas y una cerveza. En Ciudad del Cabo puedes hacer un tour de gastronomía típica de Sudáfrica, que incluye cinco catas de comida y cuatro de licor por 850 rands (60 USD) y otro de cena africana y tambores por 284 rands (20 USD).

Créditos fotográficos

COMIDAS TÍPICAS DE OTROS PAÍSES:

Asia ● China ● Japón ● India ● Arabia Saudita ● Corea del Sur ● Dubai ● Filipinas ● Irán ● Israel ● Jordania ● Líbano ● Tailandia ● Africa ● Egipto ● Marruecos ● Sudáfrica ● Oceanía ● Australia ● Nueva Zelanda ● Europa ● México

DESCUBRE TAMBIÉN LAS COMIDAS TÍPICAS DE ESTOS OTROS PAÍSES:

Comidas típicas de Asia

China: Chow Mein y pato a la pekinesa

Japón: Sushi y sashimi

India: Kashmiri aloo dum y pollo tandoori

Arabia Saudita: Shikamba y kofta

Corea del Sur: Bibimbap y jajangmyeon

Dubái: El mezze y tabbouleh

Filipinas: Pancit bihon y pork sinigang

Irán: Kabab persa y un tah dig

IsraelPita y falafel

Jordania: Baba ganoush y tabule

Líbano: Hummus y kebbah

TailandiaNam prik pao y khao man gai

Comidas Típicas de Africa

Egipto: Baba ganush y fatta

Marruecos: Tajines marroquíes y pan khubz

Sudáfrica: Amasi y biltong

Comidas Típicas de Oceanía

Australia: Pastel de Carne y pavlova

Nueva Zelanda: Hangi maorí y asado hogget

Comidas Típicas de Europa

Comidas Típicas de México

Insert Image
Insert Image
Insert Content Template or Symbol
>