El Top 10 de las Mejores 
Comidas Típicas de Japón
para probar este 2020

Las comidas típicas de Japón han encantado cada rincón del mundo

Las costumbres y las comidas de Japón están llenas de historia y política. Muchas de las recetas más famosas del país surgieron durante o después de la Segunda Guerra Mundial, cuando los japoneses se valieron de su ingenio para crear comidas con las pocas cosas que se podían conseguir en ese momento de crisis.

Aunque muchos de sus platos se pueden ver o sonar extraños, la comida típica de Japón ha invadido todo Occidente. Esto ha ehcho cada vez más común encontrar ramen, una sopa con fideos o los yakitori, unas ricas brochetas de pollo con salsa de soja.

No obstante, la receta típica japonesa favorita de todos es el famoso sushi. Esta es una combinación de arroz, pescado crudo y algas, que se ha dejado colar en la vida de millones de personas en todo el globo.

Lo mejor de los platillos japoneses es que no tienes que viajar a Japón para probarlos, sino que basta con ir al restaurante más cercano.. Sin embargo, no hay mejor manera para disfrutar de estos platos que visitar el país que les dio origen.

A continuación verás las mejores preparaciones que debes tomar en cuenta en tu viaje a Japón.

1. Sushi

El sushi es un delicioso platillo que no necesita presentación

El sushi es uno de los platillos emblemáticos de Japón. Se elabora con arroz avinagrado y pescado crudo. Desde la década de los ochenta su preparación ha trascendido las barreras de la cultura para convertirse en uno de los platos más conocidos en el mundo.

Existen diferentes tipos de sushi, como el maki, temaki y nigiri. Cada uno de estos platos típicos japoneses es distinguido por sus componentes y presentación. Particularmente, el maki es una de los comidas originarias de Japón con mayor demanda en el resto del mundo. Para preparar este tipo de sushi, además de arróz necesitarás vinagre, azúcar, hoja de alga nori y lomo de salmón o atún.

Inicialmente cocina el arroz, deja enfriarlo y agrégale una mezcla de vinagre con azúcar, la cual le otorga su sabor característico. Seguidamente, en una esterilla para sushi, despliega la hoja de nori y esparce este cereal. Agrega dos filas de salmón crudo y enrolla la hoja, córtala en forma de roles y acompaña con salsa de soya.

Normalmente los japoneses acostumbran a comer sushi a la hora de la cena. A pesar de esto, en los países occidentales se sirve en cualquier restaurante como un almuerzo especial.

2. Ramen

La idea de la sopa de fideos llega a otro nivel con el delicioso ramen

El ramen es una popular sopa japonesa elaborada con base en carne y fideos de origen chino. Estos últimos se popularizaron en la gastronomía del país durante la Segunda Guerra Mundial. Es uno de los platillos famosos de Japón que resulta ideal para las épocas de frío.

Actualmente el ramen es de las tradiciones y comidas de Japón más conocidas en el mundo. Su presentación instantánea se puede adquirir en cualquier supermercado. Sin embargo, en la ciudad de Yokohama existe un museo donde podrás ver y comer las mejores recetas de este plato típico.

Si bien existen diferentes tipos de ramen, una de las recetas japonesas más famosas es la del tonkotsu ramen, esta incluye fideos para ramen, huesos de cerdo y vegetales como cebolla, zanahorias y ajo. También requiere nitamago (huevo cocido remojado en salsa de soya), chasu (cerdo estofado) y un poco de miso blanco. De aderezo se utiliza salsa de soya, sal y azúcar.

Para elaborarlo, coloca los huesos con las especias en una olla con agua, déjalos cocinar hasta que se observe un caldo blanquecino y agrega los aderezos. Finalmente sirve la sopa, añade los fideos cocidos, el chasu, el nitamago y el tofu.

3. Edamame (soja verde)

Puedes convertir el edamame en un snack para complementar una dieta balanceada

El edamame es uno de los platillos más comunes en Japón elaborados con vainas de soja verde. Sirve como uno de los platos de entrada en los restaurantes de Japón o como un snack saludable. Particularmente este alimento es reconocido por ser una fuente rica en fibra, proteína vegetal y minerales. Es por ello que se posiciona como el favorito de los vegetarianos.

Actualmente pertenece a los platillos representativos de Japón que se han extendido por Occidente, donde se ha hecho popular por ser una de las recetas más fáciles y económicas de hacer. Para elaborar el edamame se utilizan vainas de soja sin madurar, las cuales se pueden conseguir congeladas en el supermercado. Para su aderezo usa salsa de soja, ajo molido y sésamo. También un toque de pimienta y sal al gusto.

Deberás empezar cortando los extremos de las vainas y cocinándolos en agua hirviendo por aproximadamente cinco minutos. Después escurre el agua y remójalas en una mezcla realizada con las diferentes especias, las cuales le dan un sabor único a este aperitivo japonés.

4. Sashimi

El sashimi es uno de los platillos más exóticos de la comida japonesa

El sashimi es uno de los platillos exóticos de Japón, aunque realmente es el nombre que se le otorga a una técnica de la cocina japonesa en la que se sirve el pescado crudo. En particular, los cortes que se le realizan a la carne son de al menos 0,5 centímetros de ancho y la forma en que se presentan se considera una verdadera obra de arte.

Generalmente el sashimi está acompañado de wasabi y salsa de soja, unos típicos aderezos japoneses en los que se remoja la carne para otorgarle un sabor especial. Además de ello, cuando son diferentes tipos de pescado o mariscos que componen esta comida típica japonesa, se debe acompañar con jengibre para ‘‘reiniciar’’ el paladar y evitar que se mezclen los sabores.

Es importante señalar que tanto los mariscos como el pescado que utilices para preparar esta comida típica japonesa deben estar frescos. Algunas personas no se atreven a comer el sashimi por miedo a enfermarse con algún parásito que pueda estar presente en las carnes crudas. Pero no hay nada que temer, para eliminar el anisakis solo debes limpiar profundamente el pescado y congelarlo por al menos un día.

5. Udon

El udon es una variedad de fideos que te encantará

El udon es uno de los típicos platos de fideos de la comida japonesa, que suele servirse acompañado de un delicioso caldo de carne, aunque hay quienes lo prefieren sin este. Si bien esta pasta no es tan popular como el ramen, el grosor y flexibilidad que la caracterizan la hacen uno de los platillos más ricos de Japón.

Tradicional de Kagawa, estos fideos eran el mejor de los platos que se servían en los templos budistas. Pero, al igual que el tempura, se convirtió en una receta que puedes conseguir en cualquiera de los restaurantes de comidas callejeras de Japón.

Entre los platillos tradicionales de Japón que se preparan con pasta, destacan los tunaki udon. Para prepararlos, además de los fideos udon, cebolla y cebollín, necesitarás dashi (caldo de pescado), algas wakame y kamaboko (pescado procesado).

Para elaborar esta comida debes cocinar los fideos y luego colarlos. Por otra parte calienta el dashi, las algas, el kamaboko y las cebollas tiernas. El último paso es vertir en un tazón algo de caldo junto con los fideos y decorar con cebollín.

6. Bentō

La presentación del bentō te encantará solo con verla

El bentō es uno de los platillos característicos de Japón que destaca por ser fácil de transportar, pues se guarda en una caja que conserva durante todo un día la frescura de sus ingredientes. Es por ello que suele ser una comida para llevar al trabajo, la escuela o un día de picnic.

Entre los principales alimentos que contiene se encuentran el arroz, la carne y los vegetales. Todos los elementos se ordenan de forma armoniosa, dando como resultado un plato de la gastronomía japonesa tan hermoso como delicioso.

Actualmente el bentō es conocido por su particular versión llamada kyaraben bentō, que representa de manera creativa a diferentes personajes del anime japonés. Este plato se volvió tendencia en el año 2015 y reapareció en Facebook durante el 2019 llamando la atención de los más fieles fanáticos de estas series animadas.

Por otra parte, uno de los bentō más sencillos y tradicionales de Japón es el karaku bentō. Este suele compartirse durante el hanami, la cual es la época en la que florecen los cerezos. Estas cajas de comida están divididas por segmentos medianos y pequeños en los que se dispone por separado unos maki sushi, onigiri (arroz en forma de triángulo) y verduras.

7. Takoyaki

Los takoyaki son ideales para servir como un plato fuerte

Los takoyaki son uno de los mejores platos de Japón con la particularidad de que son fritos y están rellenos de pulpo. Este postre lo puedes encontrar en cualquier restaurante de comida callejera del país asiático. Es por ello que podrás comerlo en el momento que más te apetezca.

La internacionalización de esta comida japonesa se debe en gran medida al anime, pues muchos de sus personajes son recordados por comer este exótico platillo. Su preparación es muy sencilla, solo necesitarás harina de takoyaki, huevos, aceite de oliva y pulpo hervido. También cebolla, salsa tonkatsu y aonori (algas verdes).

Inicialmente agrega en un bol la harina, los huevos y el agua, y remueve hasta formar una mezcla homogénea. Por otra parte, para el relleno, corta el pulpo y el cebollín en pequeños trocitos.

Luego añade el aceite a los huecos de una plancha especial para takoyaki y caliéntala. Seguidamente agrega la mezcla y también un trocito de pulpo. Cocínalas por unos minutos y cuando las bolitas estén doradas sírvelas en un plato y agrégales un poco de salsa tonkatsu y aonori.

8. Okonomiyaki

El okonomiyaki mezcla muchos ingredientes

El okonomiyaki es un aperitivo japonés que adquirió popularidad después de la Segunda Guerra Mundial, cuando el país atravesaba una escasez de arroz. De las comidas famosas de Japón esta es muy similar a lo que se conoce en Occidente como una tortilla, hecha a base de harina, huevo y agua. Se le pueden añadir otros componentes, pero estos dependerán del gusto de cada persona.

Generalmente, en los restaurantes el okonomiyaki es preparado en presencia del comensal, por lo que se dispone de planchas cerca de las mesas. Entre los diferentes estilos para prepararlo se encuentran el Osaka y el Hiroshima, en honor a las ciudades correspondientes. Este último lo puedes preparar en tu casa utilizando harina para okonomiyaki o harina de trigo, huevos y mayonesa japonesa. También aceite de soya, aonori y dashi.

En primer lugar deberás mezclar el dashi, la harina y los huevos. Por otro lado calienta una plancha con un poco de aceite. Luego vierte en ella la mezcla preparada, espera unos minutos y voltéala para que se cocine bien por ambos lados. Finalmente, cuando esté lista, decórala con mayonesa y un poco aonori en trocitos.

9. Onigiri (bolas de arroz)

Cuando los pruebes los onigiris se convertirán en tu merienda favorita

Los onigiri son una de las mejores comidas de Japón. Se tratan de bolas o triángulos de arroz rellenos con pescado o marisco. En la actualidad este alimento es envuelto con nori para otorgarle un sabor más fuerte. Según dicta la tradición japonesa estos se sirven como una merienda.

Preparar esta comida de forma manual puede ser todo un reto. Es por ello que los japoneses suelen usar unos moldes diseñados para darle su característica forma triangular. De esta manera se pueden elaborar grandes cantidades de onigiris en poco tiempo. Para hacerlos solo debes conseguir arroz de grano redondo, alga nori y jengibre encurtido. También necesitarás salmón a la plancha y palitos de cangrejo.

En primer lugar cocina el arroz hasta que esté suave y déjalo enfriar. Luego moja con agua tus manos, toma una porción de arroz y colócalo sobre tu palma. Seguidamente agrega un poco de salmón con jengibre y envuélvelo en el arroz formando una bola, la cual bordearás para formar un triángulo. Finalmente coloca en su base una pequeña hoja de nori.

10. Yakitori

El yakitori es una jugosa brocheta japonesa que llenará tu paladar de sabor

Originalmente, el yakitori era un plato servido en los banquetes de las más grandes fiestas de Japón. En la actualidad estas brochetas se hacen con pollo. Puedes conseguirlas como una de las comidas favoritas de Japón listas para comer en cualquier momento. También son muy populares en los diferentes festivales de la cultura japonesa que se celebran durante el año.

La preparación de esta comida es tan sencilla como rica, así que podrás replicarla sin problemas en tu casa. Para su receta, además de pechuga de pollo, necesitarás cebolla, pimiento rojo, cebollín y zanahoria. Para aderezar se utiliza salsa de soja, mirin (vino de arroz) y sake (licor de arroz).

Primero sella en un sartén los trozos de pollo, en compañía de las especias. Luego agrégale la salsa de soja, el sake, el mirin y cocina todo por un par de minutos. Cuando la preparación esté bien integrada, arma las brochetas con unos palillos de madera, intercalando un pedazo de pollo, un trozo de calabacín y cúbrelas con un poco de salsa teriyaki.


¿10 no son suficientes?
Pues sigue leyendo para que descubras más platillos increíbles de Japón


11. Soba (trigo sarraceno)

Los soba con un poco de caldo y verduras puede ser un delicioso almuerzo

Los soba son un tipo de fideos que se elaboran con trigo sarraceno, a diferencia de los yakisoba, que se hacen con harina de trigo. Esta pasta japonesa, plana y muy fina, es de los platillos salados de Japón que resultan ideales para niños y adultos.

Tradicionalmente se sirve acompañada con algo de caldo, zanahorias y otros vegetales que forman un plato muy llamativo y colorido. Hoy en día, es de las comidas tradicionales de Japón que más se han popularizado en Occidente, por esto cada vez se consiguen con mayor frecuencia en los supermercados. El aderezo se hace con salsa de soja, jengibre y aceite de sésamo.

En primer lugar, sofríe en un sartén todas las especias. Por otro lado, cocina los fideos y cuando estén listos, escúrrelos. Finalmente, mezcla la pasta con los fritos y baña todo en salsa de soja, para otorgarle ese sabor característico de la gastronomía japonesa.

12. Taiyaki

El taiyaki no es famoso solo por su llamativa forma sino por su estupendo sabor

El taiyaki es uno de los mejores postres de Japón gracias a su tradicional forma de pez. Anteriormente era exclusivo de la clase alta del país asiático, pero en hoy en día puedes conseguirlo en cualquier café de estilo japonés alrededor del mundo.

Además de su llamativa forma, su color dorado resulta sumamente atractivo para los niños y adultos, quienes buscan cualquier excusa para comerlo. Para preparar este delicioso pastel japonés es indispensable una plancha en forma de pez, harina de trigo y pasta de anko. También necesitarás un toque de sal.

El primer paso de su elaboración consiste en mezclar la harina, el azúcar, la sal y los huevos, hasta formar un tipo de crema. Hay quienes agregan un poco de polvo de hornear a la mixtura para que quede más esponjoso el pastel.

Seguidamente, en la plancha precalentada con aceite, agrega un poco de la masa y coloca la pasta de anko en la parte más ancha. Luego añade el resto y cocina hasta que el pez esté bien dorado.

13. Sopa de miso

Sin duda la sopa de miso alegrará tu día

La sopa de miso es uno de los platillos principales de Japón que no puede faltar en la mesa. Sigue la fórmula de una sopa acompañada de tres platos, muy típica de la gastronomía japonesa. Consiste en un caldo, un plato principal y dos platos de acompañamiento. Los ingredientes para realizar esta receta son tofu, alga wakame y caldo dashi. Como condimento se usa miso y sal al gusto. Opcionalmente se le puede añadir cebollino y cebolla.

Inicialmente prepara el caldo dashi, o bien puedes utilizar su presentación en polvo y rehidratar las algas wakame. Para esto debes dejarlas en remojo unos minutos antes de empezar a preparar la receta. Luego pon a calentar el dashi, las algas y el tofu picado en pequeños cubos. Deja cocinar durante un par de minutos y retira del fuego antes de que hierva.

Después incorpora unas cucharadas de miso, sal al gusto y remueve hasta que se disuelva completamente. Por último sirve con un poco de cebollín y cebolla fresca picada.

14. Monjayaki

Elaborar monjayaki es una excelente forma de acercarte a la exquisita comida japonesa

Entre los platillos fuertes de Japón, se encuentra el típico monjayaki, un tipo de tortilla elaborada a base de col. Este es un plato muy similar al okonomiyaki, solo que su textura es más líquida.

Existen muchas recetas para preparar esta tradicional comida japonesa. Sin embargo, los componentes básicos para cocinar monjayaki son agua, col, harina, y calamar. Lo puedes condimentar con sal y pimienta al gusto.

Este es uno de los platillos japoneses fáciles de hacer, y se cocina y se come sobre una plancha llamada teppanyaki. Cuando pides monjayaki en alguno de los restaurantes nipones, no te lo cocinan, sino tú mismo tendrás que hacerlo.

Para ello te pasarán dos tazas con los componentes necesarios. En una estarán los secos, que se deben colocar en la placa de cocción, y en la otra el resto. El primer paso de su preparación consiste en cortar en trozos pequeños los ingredientes con unas espátula y darles forma de anillo.

Posteriormente debes añadir poco a poco la mezcla de la otra taza en el centro del producto. El fundamento de esta comida japonesa es ir mezclando todo mientras se cocina. Una vez se haya cocido, es momento de degustar el plato.

15. Buey de kobe

La carne de buey de Kobe es tan exquisita que solo deberás agregarle sal

La producción anual de la carne de buey de Kobe es muy limitada en Japón. En ocasiones se confunde el término “wagyu”, el cual significa “vaca japonesa” y no es lo mismo. La última puede ser de vaca o de buey, porque aunque es muy costosa, vale la pena probarla debido a su delicioso sabor.

La carne de Kobe es de los mejores platillos de Japón porque no hace falta condimentarla, ya que la idea en sí es degustar el propio sabor de la carne. Es importante destacar que, si se realiza en conjunto con otros alimentos, es posible que el sabor se minimice, por tanto, para realizar esta receta solo necesitarás la carne y un poco sal para cuando ya esté lista.

Seguidamente debes calentar un sartén a llama muy alta. Sella la carne en la plancha caliente sin nada de aceite dos minutos por cada lado, de manera que se dore el exterior pero se conserven los jugos en el interior. Para servir solo es necesario añadirle sal al gusto.

16. Mochi

Los mochi son un postre tan sencillo de hacer que se convertirán en tus favoritos

El mochi es uno de los postres típicos de Japón hechos a base de harina de arroz. Actualmente este dulce japonés se ha vuelto tendencia en todo el mundo. Es importante resaltar que es muy difícil conseguir los ingredientes originales, por esto se han ido adaptando a cada país variando principalmente los utilizados para el relleno. Los alimentos necesarios son harina de arroz, judías blancas, y colorante alimenticio. Para darle más gusto también se añade miel y azúcar glas.

El relleno del mochi se debe realizar con antelación. En primer lugar remoja las judías por 12 horas, luego déjalas en la olla de cocción rápida con agua suficiente y azúcar. Después tritúralas con azúcar y déjalas en la nevera al menos cinco horas.

Para realizar este dulce japonés debes calentar agua y añadir la harina sin dejar de remover, luego añade azúcar y cocina durante 15 minutos hasta que se forme una masa de textura densa. Retira del fuego y deja reposar una hora. Transcurrido el tiempo, añade colorante alimenticio y recubre con la masa de colores el relleno que se había reservado. El último paso es espolvorearle azúcar glas.

17. Sake

El fuerte sabor del sake nunca lo olvidarás

Se conoce como sake a una de las bebidas alcohólicas de Japón hechas a partir de arroz. Tiene la particularidad de que su proceso de elaboración es más sencillo que el de la cerveza. Para hacerla se necesita arroz de grano corto y arroz koji, zumo de limón y levadura.

Primero lava bien el arroz y deja en remojo durante una hora. Pasado ese tiempo cuela y deja la mezcla en el colador para que pierda todo el exceso de líquido. Posteriormente cocina con abundante agua y cuando esté casi listo retira del fuego.

Aparte diluye el jugo de limón en agua y añade el arroz koji mezclando para que todos los ingredientes se integren bien. Pasado unos 30 minutos, agrega el arroz hervido y la levadura, mezcla bien y reserva en un envase con tapa.

Deja fermentar durante 15 días y cuela el preparado. Una vez terminado el proceso estará listo para ser consumido. Es recomendable reservar el sake en un recipiente que conserve el calor, porque es una de las mejores bebidas tradicionales de Japón para beber en época de frío.

18. Dango (bola de masa hervida)

El dango es un postre ideal para disfrutar en Navidad

El dango pertenece a los postres y dulces japoneses elaborados con harina de arroz. Suelen servirse acompañados de té verde y se consumen durante todo el año, pero existe una gran variedad que se come en temporadas concretas como la Navidad. Si llegas a viajar a Japón podrás conseguirlos en muchas tiendas, pero si los quieres preparar en casa, los ingredientes para hacerlos son harina de arroz, azúcar, agua y sirope de caramelo. Para armar los pinchos necesitarás palitos.

Su preparación es muy sencilla. Mezcla la harina de arroz con el azúcar y el agua hasta crear una masa homogénea que no se pegue a los dedos. Luego divide la masa de tal manera de que se puedan hacer bolitas de aproximadamente cinco centímetros de diámetro que sumergirás en agua y cocinarás hasta que floten.

Posteriormente retira del agua y coloca en un plato para que se enfríen. Por último, con los palitos pincha las bolitas de tres en tres (o la cantidad que prefieras) y báñalas en sirope de caramelo. Si lo prefieres puedes sustituir el sirope por cualquier salsa dulce.

19. Dorayaki

Los dorayaki son unas deliciosas panquecas unidas por pasta de judías rojas

El dorayaki es una especie de panqueque japonés relleno de pasta de judías rojas endulzadas, aunque puedes sustituir este ingrediente por un poco de chocolate o té verde. Destaca por ser uno de los postres famosos de Japón que suelen servirse como merienda para los niños.

Los ingredientes necesarios para realizar dorayaki son huevos, azúcar y miel. También se necesita harina, levadura y agua. No obstante, el toque distintivo de la receta se lo dará la pasta de judías rojas endulzadas.

En primera instancia bate los huevos con la azúcar y la miel hasta obtener una mezcla homogénea. Luego añade la harina, la levadura y remueve constantemente para conseguir una masa suave que deberás refrigerar en la nevera durante 24 horas.

Pasado ese tiempo pon a calentar un sartén anti-adherente y añade dos cucharadas de la masa. Espera alrededor de 90 segundos para voltearlo y deja cocinando hasta que esté bien dorado por ambos lados. Por último, para montar el dorayaki, junta dos panqueques con pasta de judías rojas endulzadas en el medio o cualquier relleno que te apetezca.

20. Umeshu (vino de ciruela)

El umeshu se puede disfrutar tanto en verano como en invierno

El umeshu es una de las bebidas alcohólicas más consumidas en Japón, que originalmente era utilizada para fines medicinales. Es muy sencilla de hacer ya que requiere de pocos ingredientes y se suele acompañar con té verde o agua tónica.

Para su preparación necesitarás ciruelas, azúcar y alguna bebida destilada. Inicia lavando las ciruelas y cortando sus tallos, coloca dentro de un envase de boca grande con tapa hermética y añade poco a poco el azúcar. Luego realiza capas intercaladas de ciruelas y azúcar hasta llenar el envase. Finalmente vierte dentro el alcohol hasta cubrir toda la fruta.

Durante su maceración debes dejar el frasco en un lugar oscuro y fresco, y agitarlo de vez en cuando. Es importante señalar que esta fase del proceso dura al menos seis meses hasta que se pueda consumir el umeshu.

Esta es una de bebidas más famosas de Japón y se prepara mucho de forma artesanal debido a la simplicidad de su elaboración. Si haces un viaje al país asiático verás que se puede consumir fría, con hielo o incluso caliente.

21. Ama-zake

Deja que la consistencia cremosa y dulce del ama-zake te cautive

El ama-zake es una de las principales bebidas de Japón, famosa por su dulce sabor y ligero toque de alcohol. Se elabora con base en arroz fermentado. Su pasta de consistencia cremosa es utilizada con frecuencia para sustituir la sacarosa, mejor conocida como el azúcar común. Para elaborarlo debes adquirir arroz integral, koji y sal.

En primer lugar es necesario cocer el arroz en un litro de agua y hervirlo a fuego lento durante 45 minutos o una hora. Luego retira de la llama y deja reposar por unos minutos. Seguidamente añade el hongo koji, agua, sal y remueve con fuerza para que estos componentes queden bien integrados al arroz.

Después cubre la mezcla anterior con un paño y deja en el horno templado por al menos ocho horas. Durante este paso es necesario verificar su consistencia cada dos horas y removerlo para evitar que se pegue.

Por último añade un poco de agua y cocínalo por mínimo 10 minutos. Es un tipo de bebida en Japón que se consume fría, así que se recomienda dejarla reposar para que alcance la temperatura ambiente.

22. Té de matcha

Una taza de té de matcha por las noches ayuda reducir el estrés

El té de matcha es una de las bebidas típicas de Japón, que además pertenece a una variedad del té verde que suele servirse en sus famosas y tradicionales ceremonias. Tiene la particularidad de que ****se prepara por suspensión y a diferencia de otras infusiones, se consume toda la hoja molida.

Según la escuela de té japonesa, uno de los utensilios necesarios para elaborarlo es el chasen, una brocha larga de bambú diseñada especialmente para remover el té sin alterar su sabor. También se usa el chashaku, una cuchara que sirve para medir la cantidad justa de té, y el chawan, una taza perfecta para preparar la bebida.

Sus ingredientes la hacen una de las bebidas representativas de Japón más sencillas. Solo se necesita polvo de té de matcha y agua. Para prepararlo añade los ingredientes en el chawan y con la ayuda del chasen remueve toda la mezcla hasta que se disuelva completamente.

La consistencia del té debe ser cremosa y fina, sin grumos. Aunque se suele ingerir caliente, también se puede servir frío. Para hacerlo aún más cremoso, algunos japoneses le agregan algo de leche, bien sea entera o deslactosada.

23. Meronpan (pan de melón)

La peculiar forma del meronpan y su sabor lo hacen un postre único

El meronpan es uno de los postres tradicionales de Japón y consiste en un pan dulce con una cobertura crujiente abrillanta por el azúcar que se asemeja a un melón, fruta de la cual deriva su nombre. Para realizar esta receta se necesita harina de pan, levadura en polvo y huevo batido. También se requiere sal, azúcar y mantequilla sin sal.

Primero tamiza la harina, el azúcar y la leche en un tazón, agrega la levadura y mezcla. Seguidamente añade agua caliente a la preparación y mezcla con las manos. Luego aplana la masa, agrega la mantequilla y amasa hasta que la consistencia no esté pegajosa. Después deja reposar por un lapso de una hora aproximadamente.

Mientras tanto, bate la mantequilla y el azúcar con el huevo hasta formar una mezcla homogénea. Luego divide la masa reposada de pan en varias porciones. Por último aplasta cada pedazo y cubre cada pan con la masa, reboza con un poco azúcar y lleva al horno por 40 minutos.

24. Kit kat de wasabi

El kit kat de wasabi fusiona lo dulce del chocolate con lo picante del wasabi

Este dulce está compuesto de obleas cubiertas de chocolate blanco y el gusto único y característico del wasabi. Es uno de los sabores más interesantes de la línea de sourvenirs de Kit Kat, una edición limitada de Shizuoka y Kanto que solo podrás ver y probar si vas de viaje a Japón.

Ideal para los amantes del wasabi, este tipo de dulce es comercializado en trenes y aeropuertos a modo de recuerdo para los turistas que pasan sus vacaciones en Japón. Su raíz, de olor fuerte y sabor picante, es el condimento más famoso de la cocina japonesa. Se suele rallar para producir una pasta muy fácil de identificar por su color verde y que se unta en los platos y comidas japonesas.

El Kit Kat de wasabi fusiona lo dulce del chocolate con lo picante de este condimento, lo que genera una mezcla fascinante de sabores muy exóticos capaz de enamorar hasta al paladar más exigente. Lo mejor es que es una fuente de proteína y vitaminas A y C, y no contiene colesterol. Estas y más características lo posicionan como uno de los postres representativos de Japón.

25. Syou-chû

Si buscas una bebida con alto contenido de alcohol, el syou-chu es ideal para ti

El syou-chu es una de las bebidas refrescantes de Japón destiladas, que además proviene del arroz. En otras palabras es lo que el whisky es a la cerveza, un destilado de bebidas fermentadas tradicionales, como el sake. Se caracteriza por su sabor fuerte, asociado a su alta concentración de alcohol etílico, 30 grados aproximadamente. Esta popular bebida japonesa se elabora a partir de azúcar, levadura, agua y kojii (una especie de hongo).

Mezcla el koji con el agua, la fuente de azúcar y la levadura, luego deja fermentar, para finalmente destilar la bebida y extraer los alcoholes, sabores y aromas característicos. Es posible dejar añejando la mezcla en un barril de madera, de acero inoxidable o en alguna olla de barro. El buen syou-chu se destila solo una vez para que conserve mejor el sabor sin necesidad de mucho alcohol.

Como es una de las bebidas populares de Japón, tiene muchas variantes que mezclan ingredientes como el azúcar moreno, el boniato o la cebada. Durante una celebración se puede servir a las rocas o diluido con agua fría o caliente.

Japón: Sabores imperdibles

Los diferentes platos típicos de Japón se elaboran con ingredientes que te sorprenderán

Entre los muchos atractivos de Japón se encuentran sus platos, los cuales brindan una experiencia única a todo aquel que los come. En su mayoría, las preparaciones japonesas están hechas a base de arroz, como el popular sushi o los onigiris, un rico triángulo hecho con este grano, pescado y especias.

Los platillos típicos de Japón son reconocidos por la frescura y la calidad de sus componentes, los cuales además de aportar su rico sabor resultan beneficiosos para la salud. Un ejemplo de esto es el Kit Kat de wasabi, que además de su sabor a chocolate, te proporciona vitaminas y minerales.

Entre los platos más populares de Japón también se encuentra el okonomiyaki, una delgada tortilla de huevo y harina que se cocina fácilmente en una plancha. Además, de acuerdo a la cultura de este país es de mala educación dejar comida en el plato, incluso un grano de arroz. Eso demuestra que se valora poco lo que cuesta recoger ese cereal, así que tenlo en cuenta si estás pensando hacer turismo en Japón.

Créditos fotográficos

COMIDAS TÍPICAS DE OTROS PAÍSES:

Asia ● China ● Japón ● India ● Arabia Saudita ● Corea del Sur ● Dubai ● Filipinas ● Irán ● Israel ● Jordania ● Líbano ● Tailandia ● Africa ● Egipto ● Marruecos ● Sudáfrica ● Oceanía ● Australia ● Nueva Zelanda ● Europa ● México

DESCUBRE TAMBIÉN LAS COMIDAS TÍPICAS DE ESTOS OTROS PAÍSES:

Comidas típicas de Asia

China: Chow Mein y pato a la pekinesa

Japón: Sushi y sashimi

India: Kashmiri aloo dum y pollo tandoori

Arabia Saudita: Shikamba y kofta

Corea del Sur: Bibimbap y jajangmyeon

Dubái: El mezze y tabbouleh

Filipinas: Pancit bihon y pork sinigang

Irán: Kabab persa y un tah dig

IsraelPita y falafel

Jordania: Baba ganoush y tabule

Líbano: Hummus y kebbah

TailandiaNam prik pao y khao man gai

Comidas Típicas de Africa

Egipto: Baba ganush y fatta

Marruecos: Tajines marroquíes y pan khubz

Sudáfrica: Amasi y biltong

Comidas Típicas de Oceanía

Australia: Pastel de Carne y pavlova

Nueva Zelanda: Hangi maorí y asado hogget

Comidas Típicas de Europa

Comidas Típicas de México

Insert Image
Insert Image
>

Tour de la Habitación

Tour de la Entrada y el Lobby

Tour del Kid's Club

Tour de la Playa

Tour del Teatro

Tour del Restaurante

Tour del Restaurante

Tour del Restaurante

Tour del Restaurante

Tour de la Piscina

Tour de la Piscina

Tour de la Piscina

Tour de la Habitación

Obtén los precios más bajos

215$
Cancelamiento Gratuito
Reserva ahora, paga durante la estadía
Cancelamiento Gratuito
Reserva ahora, paga durante la estadía
Cancelamiento Gratuito
Cancelamiento Gratuito
Reserva ahora, paga durante la estadía
Cancelamiento Gratuito

Tour de la Habitación

Tour de la Habitación