El Top 10 de los Mejores
Lugares Turísticos de Brasil
para visitar este 2019

Garotas, caipirihna, mujeres hermosas, samba, baile, capoeira, todas estas palabras evocan el soleado Brasil, perfecto para unas vacaciones inolvidables.

Desde los lugares típicos de Brasil como el Casco Histórico de Porto Seguro, hasta espacios increíbles donde podrás conectarte con la naturaleza como el Parque Nacional Marino de Albrolhos, este país te ofrece una gama infinita de espacios donde podrás escoger el estilo que mejor se adapte a ti.

Por supuesto, habrá destinos como el Cristo de Corcovado o la Playa de Ipanema que sin duda tendrás que conocer debido a su fama, pero pequeños rincones como Manaos y su Teatro Amazonas te atraparán en un espectáculo que solo podrás encontrar en el exótico Brasil y su turismo.

Para conocer todo lo que te ofrece este destino, no te pierdas el siguiente artículo de los mejores lugares turísticos de Brasil.

En este artículo veremos:

Mapa de los Mejores 
Lugares Turísticos de Brasil

Antes de ver las descripciones de cada lugar te recomendamos que explores este mapa de lugares turísticos de Brasil para que vayas viendo en dónde están ubicados.

Este mapa es 100% interactivo por lo que para ver la información de cualquiera de los destinos turísticos en Brasil simplemente deberás hacer click sobre alguno de los círculos numerados.

1. Porto Seguro (Bahía)

La bahía de Porto Seguro encierra en sí la respuesta a todo lo que puedes soñar en una ciudad con construcciones viejas, pero con servicios modernos y espacios para el descubrimiento de la vida cultural y nocturna de uno de los lugares turísticos más visitados.

Lo que llama la atención son sus diversas playas, hermosos lugares paradisíacos de Brasil donde podrás disfrutar de una piscina natural o practicar kayak, banana boat y hacer paseos en helicóptero.

Está ubicada a 6 kilómetros del centro de Porto Seguro y en ella tendrás acceso a sillas, mesas y sombrillas. Esta playa es perfecta para los jóvenes, ya que tiene música en vivo, shows y recitales para conocer del turismo de Brasil.

Además, Porto Seguro constituye la conocida "Costa del Descubrimiento", que fue la playa donde los primeros portugueses llegaron al país.

2. Río de Janeiro

La ciudad de Río de Janeiro tiene, sin duda, los mayores atractivos turísticos de Brasil, lo que hace que sea el destino predilecto de muchos. Aquí encontrarás unas playas hermosas y las "favelas", que son los barrios donde los "cariocas" o los habitantes de Río viven.

En esta urbe cosmopolita podrás conocer uno de los lugares más populares de Brasil, que además constituye el símbolo de la ciudad: El Cristo Redentor, ubicado en la cima del Cerro Corcovado.

Por otro lado, podrás ver y pasar a "Pan de Azúcar", el cual tiene dos funiculares que llevan a los visitantes hasta la cima para admirar a Río. El mejor momento en que puedes viajar a Río es en la víspera de Año Nuevo y en febrero, en el Carnaval de Río y el Ron en Río.

Además, la vida nocturna es muy activa, siendo centros principales las playas de Ipanema, Copacabana y Leblón.

3. Playa de Copacabana (Río de Janeiro)

Esta es la playa más famosa de Río de Janeiro, gracias a su paseo, la Orla de Copacabana, uno de los sitios de interés de Brasil desde los años 40 y 50 del siglo XX. Aquí encontrarás el mayor número de alojamientos y los famosos bares patrimoniales de Río, por lo que es uno de los mejores lugares de Brasil para hospedarte.

En esta playa podrás jugar voley, paddle, futbol, futvoley y disfrutar de una enorme ciclovía donde se hacen tours en bicicleta increíbles.

Además, encontrarás muchos sitios dónde comer en Brasil, ya que verás muchos quioscos en los cuales comprar bebidas, sandwichs y platos de pescado y mariscos. Si la visitas de noche, Playa Copacabana te brinda el espacio ideal para el disfrute de las fiestas de Brasil, con la tradicional caipirinha y música en vivo.

Por otro lado, lo mejor es que vayas para recibir el año nuevo con el Reveillon, un espectáculo de fuegos artificiales y música increíble. Es de fácil acceso a pie, ya que sólo debes tomar el metro y bajarte en la estación de Cardeal Arcoverde o Siquiera Campos en la línea 1, y caminar hasta la Avenida Atlántica.

4. Brasilia (Distrito Federal)

Brasilia es la capital de Brasil y es donde te encontrarás con la modernidad frente a frente. Si buscas qué comer en Brasilia, será posible para ti escoger entre muchas opciones, ya que cuenta con restaurantes y una gran infraestructura para eventos, por lo que es uno de los lugares importantes de Brasil que debes recorrer.

Si la visitas, no puedes perderte la Catedral de Brasilia (Catedral Metropolitana de Nuestra Señora Aparecida), uno de los grandes atractivos culturales de Brasil, cuya obra fue planeada por el arquitecto Oscar Niemeyer y con la que ganó el Premio Pritzker en el año 1988.

Por otra parte, El Eje Monumental constituye el lugar perfecto para conocer muchos lugares importantes, como la Plaza de los Tres Poderes, el Complejo Cultural de la República, la Biblioteca Nacional Leonel de Moura Brizola y el Memorial JK.

En Brasilia la vida nocturna comienza antes que en la mayoría de las otras ciudades. Los bares y clubes nocturnos se encuentran en Asa Norte y Asa Sul, 11 kilómetros al sur de Brasilia. Si vas en carro puedes tomar la ruta BR-040, la cual llega desde el sur, y si vas en autobús llegarás al terminal de Brasilia ubicado en el barrio Ceilandia.

5. Archipiélago Fernando de Noronha (Pernambuco)

Este archipiélago volcánico brasileño se encuentra en el estado de Pernambuco, y está conformado por 21 islas, de las cuales solo una está habitada y lleva el mismo nombre que el archipiélago.

El Parque Nacional Marino de Brasil es considerado uno de los lugares de Brasil con los mejores puntos de buceo del país, comparable a experiencias acuáticas en el Mar Caribe o las Islas Maldivas. Aquí podrás hacer rutas y practicar surf o esnórquel.

Una de las razones por la que esta isla engloba muchos de los atractivos naturales de Brasil, es que en ella no se busca la vida nocturna u hoteles de gran infraestructura, por el contrario, te encontrarás con pequeñas posadas diseñadas para que los turistas se hospeden con grandes comodidades.

Algunas restricciones que encontrarás son que solo se permite la entrada a 600 personas al mismo tiempo y que la única manera de llegar es en avión desde Recife o desde Natal.

6. Porto de Galinhas (Pernambuco)

La playa Porto de Galinhas fue escogida siete veces como la mejor playa de Brasil por la revista Viagem e Turismo. En su arena blanca y fina, y sus aguas cristalinas te ofrecen servicios de sombrillas y tumbonas, pero si consumes bebida o comida el servicio de sombrillas te sale gratis.

En tu viaje a Brasil, si visitas esta playa, podrás disfrutar de cervezas, caipirinhas, y piñas coladas, ¡todo un paraíso terrenal!

La playa cuenta con piscinas naturales y su propia barrera de coral que se puede acceder en marea baja por jangadas (pequeñas barcas), uno de los atractivos turísticos de Brasil.

Además, podrías bucear con alguno de los clubes de buceo de la costa. Porto de Galinhas se ubica a una hora desde Recife por carretera, y alrededor de ella encontrarás muchos lugares donde hospedarte.

7. Florianopolis (Santa Catarina)

La ciudad de playa Florianopolis es la capital de Santa Catarina, uno de los importantes destinos al sur de Brasil, ya que está calificada como de los mejores lugares del país para conocer por ser la ciudad con mayor puntuación en el Índice de Desarrollo Humano de Brasil.

Esta isla, que se comunica a la parte continental por dos puentes, posee un aeropuerto internacional y un terminal de autobuses llamado Terminal Rita María. Cuenta con 24 playas y un centro de actividades náuticas.

Si te preguntas qué hacer en Brasil entonces puedes descubrir las playas de Florianopolis, ya que son el punto perfecto para la práctica de deportes acuáticos como el surf.

Si piensas hospedarte allí, podrías pasear por la feria "Largo da alfadenga" los martes, miércoles, viernes y sábados donde podrás comprar artesanía, frutas y comida de la región. En la noche también podrías ir a la Isla Cachaçaria o a la discoteca Cofradía de las Artes.

8. Cristo Redentor (Río de Janeiro)

Si vas a Río de Janeiro es imposible que te devuelvas sin haber visto esta enorme estatua de Jesús de Nazaret. Cualquiera que piense en Brasil inmediatamente piensa en el Cristo de Río o el Cristo de Brasil, pues es su emblema más famoso y reconocido a nivel mundial.

Además, esta es una de las atracciones turísticas de Brasil que desde el 2007 es una de las Siete Maravillas del Mundo Moderno, nada más y nada menos. Mide 30 metros de altura y pesa 1200 toneladas, su base mide 8 metros de alto justo en la cima del Cerro del Corcovado, dentro del parque Nacional de Tijuca.

Es recomendable ir a primeras horas de la mañana y evitar ir los fines de semana, ya que normalmente hay una gran cantidad de personas. Para llegar hay muchas opciones: tomar el Tren de Corcovado de 8:00 a.m. hasta las 8:00 p.m., ir en Van Oficiales (furgonetas o camionetas). llegar en taxi o carro particular hasta la Estación de Paineiras y tomar una de las Van Oficiales,.

También podrás llegar caminando desde el Parque Lage como 2 horas y media a través del bosque. No olvides hacer tu lista de sitios que visitar en Brasil y poner el Cristo Redentor como tu primera opción.

9. Buzios (Estado de Río de Janeiro)

Si lo que buscas son los lugares paradisíacos en Brasil, la playa Buzios es tu lugar. Ubicada a 180 kilómetros al nordeste de Río de Janeiro, pasó a ser de una tranquila aldea de pescadores a uno de los destinos más famosos y buscados en el 2019 para el disfrute.

Además de ver sus encantadoras playas y su clima fresco todo el año, la arquitectura de las casas tradicionales, las cuales no pueden superar las dos plantas, aporta uno de los atractivos más bonitos y rústicos de Buzios.

No puedes dejar de conocer la Iglesia de Santa Ana, en el lado izquierdo de la playa dos Ossos, y el paseo marítimo Orla Bardot donde podrás ver colonias de pescadores y antiguas casonas coloniales. Si quieres animarte no dudes en ir a los lugares para jóvenes en Brasil, como la Rua das Pedras (calle de las piedras).

Si buscas qué comer o hacer, encontrarás restaurantes y bares sofisticados, tiendas, galerías de arte, alojamientos y discotecas. La manera común y económica de llegar es en autobús con la empresa Auto Viaçao 1001 que sale del Terminal Rodoviario Novo Río, el viaje dura unas 3 horas.

10. Palacio do Planalto (Brasilia)

El Palacio do Planalto es la sede del poder ejecutivo del gobierno brasileño y fue parte del plan piloto de Brasilia, es decir uno de los primeros construidos y por lo tanto uno de los lugares importantes en Brasil y de su historia. Se ubica en Brasilia en la Plaza de los Tres Poderes.

El creador de esta infraestructura fue Oscar Niemeyer, que fue autor de la gran mayoría de los edificios importantes de la nueva capital de Brasil. El edificio tiene cuatro pisos y lo caracteriza la sencillez de sus líneas.

Los jardines son obra del paisajista Roberto Burle Marx. Durante tus viajes en Brasil te será sencillo llegar aquí, ya que está a solo 15 minutos en carro desde el centro de Brasilia.


¿10 no son suficientes?
Pues sigue leyendo para que descubras más lugares increíbles en Brasil


11. Parque Natural Bonito (Mato Grosso del Sur)

Si lo que estás buscando es viajar a Brasil, ser uno con la naturaleza y descubrir lugares increíbles, entonces Bonito tiene el ambiente perfecto para ti. Bonito es considerado la capital del ecoturismo en Brasil, en su bosque tropical atravesado por ríos de agua cristalina con cascadas y cuevas descubrirás un paisaje jamás visto.

Esta región es poco conocida y la mayoría que lo visita suelen hacer excursiones en ella. Bonito se ubica entre el Pantanal y las Cataratas de Iguazú, en Mato Grosso do Sul, a 300 kilómetros del Aeropuerto Campo Grande y puedes llegar en autobús desde Foz de Iguazú.

El turismo en Bonito es distinto, es recomendado ir entre diciembre y marzo, en la época de lluvias, ya que el nivel del río es alto. Una información importante es que este no es uno de los destinos baratos de Brasil, en especial si estás interesado en hacer los tours, así que deberás tener esto presente al planificar tu viaje a Bonito.

12. Maragogi (Alagoas)

Maragogi es un pintoresco y sereno pueblo, perfecto para pasar unas vacaciones en Brasil. Aquí te sentirás como detenido en el tiempo, alejado del turismo masivo.

Se trata de uno de los lugares para visitar en Brasil donde podrás encontrar artesanías en pequeños negocios. Aquí no esperes encontrar una vida nocturna alocada o centros comerciales de lujo, el estilo es de otra época; lo que hacen del Pueblo Costero Maragogi uno de los lugares tranquilos de Brasil preferidos.

Los restaurantes y bares son excelentes, y desde aquí podrás tomar los tours que se hacen hacia las piscinas naturales de Maragogi, una de las principales razones por las cuales es visitado.

Se encuentra en Alogas y para llegar en carro, debes tomar la ruta por la PE-060 y si vas desde el Aeropuerto de Maceió debes tomar la ruta por las AL-105 y AL-101, pasando por Paripueira.

13. Playa de Maragogi (Alagoas)

La playa de Maragogi ofrece unas piscinas naturales jamás vistas que están a solo 10 o 15 minutos en lancha y que puedes visitar a través de hermosos tours. Este destino, que se ubica a dos horas de Maceió y de Recife, cuenta con sublimes arrecifes y una arena blanca y fina.

De los destinos turísticos en Brasil, Maragogi es uno de los lugares que ofrece excursiones que te llevarán a los bancos de arena cuando baja el mar.

Es perfecto para practicar esnórquel y buceo, sobre todo si eres principiante, ya que el agua es de un color verde claro y se encuentra colmada de una gran cantidad y variedad de peces.

Todos estos servicios se ofrecen en la misma excursión que ronda los 65 reales, aunque si quieres puedes llevar tu propio equipo. Luego podrás regresar a la playa, almorzar en el parador y seguir haciendo turismo en Brasil.

14. Salvador de Bahía (Bahía)

Salvador de Bahía está compuesta por 50 kilómetros de playas cristalinas, donde las costas de Ciudad Baja reciben sus aguas de Bahía de Todos los Santos mientras que las playas de Ciudad Alta incorporan sus aguas del Océano Atlántico.

Entre los sitios históricos de Brasil se encuentra esta bahía que fue declarada Patrimonio Mundial por su legado histórico, lo que la hace el destino ideal para disfrutar de unas vacaciones culturalmente ricas.

Aquí podrás descubrir sitios de interés como el casco histórico, el barrio del Pelourinho, las viejas casas coloniales de colores, y la Iglesia de San Francisco hecha con madera de jacarandá y pan de oro (unos 800 kilos). Además podrás disfrutar de unas playas increíbles, siendo Porto da Barra y Farol da Barra las más conocidas.

Desde el Terminal Marítimo de São Joaquim puedes tomar una excursión a la Isla de Itaparica y disfrutar de los manglares en Ponta da Ilha. Para llegar a este destino turístico de Brasil hay aerolíneas que vuelan directamente a Salvador de Bahía, así como autobuses y taxis que pueden llevarte.

15. Elevador Lacerda (Bahía)

En Brasil y sus lugares turísticos las atracciones no son únicamente sus hermosas playas, sino también los espacios que son parte de su historia y de su cotidianidad. Justamente esto representa el Ascensor Lacerda, en Salvador de Bahía, construido en 1873 para conectar la Ciudad Baja con la Ciudad Alta de Salvador.

Se ubica en la Plaza Cayru, a la cual puedes llegar con la ruta 0213 de autobús desde Rua Pedro Gama, y conecta directamente con el Mercado Modelo, donde podrás comprar curiosidades, regalos y souvenirs.

Por supuesto, es uno de los lugares para jóvenes en Brasil más divertido, porque todo el que visite Salvador de Bahía tiene como tarea inmediata subir o bajar los 72 metros de altura que recorre el Elevador.

Se pasa un buen rato y además conoces lo que viven todos los días una gran cantidad de personas locales. El recorrido dura alrededor de 30 segundos y para montarte en él debes esperar pacientemente en una fila y pagar una entrada simbólica de 15 centavos de real.

16. Catedral de Brasilia (Brasilia)

La Catedral de Brasilia encierra, como todas las obras de Oscar Niemeyer, un contenido emblemático de alto ingenio, lo cual la hace una de las obras arquitectónicas más icónicas de Brasil.

Es uno de los mejores lugares para visitar de Brasil, fue construida entre 1958 y 1971 y tiene capacidad de recibir cuatro mil personas. Esta catedral queda en la avenida Esplanada dos Ministérios, es de fácil acceso en bici, autobús o taxi y queda en una de las ciudades de Brasil más turísticas.

Muchos la ven como una flor abriéndose o la mano de un sacerdote en el momento de la consagración. Tiene cuatro entradas y su forma, más los vitrales curvos que tiene, le conceden en su interior un juego de luces que crea un ambiente de espiritualidad y simbolismo sin igual.

Esta catedral fue construida en ofrenda a la patrona del país, Nuestra Señora Aparecida. Gracias a esta gran creación Niemeyer recibió posteriormente el Premio Pritzker en 1988 enmarcándola como uno de los lugares más populares de Brasil.

17. Iglesia Matriz San Pedro Apóstol (Río Grande del Sur)

Construida en 1917 en madera y luego en 1942 en piedra, la Iglesia Matriz San Pedro Apóstol posee una cantidad de tesoros preciosos inimaginables en una infraestructura de estilo colonia alemana.

Cuando llegas a ella, verás que es uno de los lugares más tranquilos de Brasil, constituida por una torre de 46 metros de alto y hermosos vitrales. Esta iglesia es única ya que es en sí una escultura en piedra.

Si la visitas en Navidad la encontrarás completamente iluminada y de noche podrás escuchar un espectáculo de cantos angelicales. Se sitúa en Gramado, el cual es uno de los más importantes centros de difusión de la cultural germánica e italiana en Rio Grande do Sul.

De Brasil es uno de los lugares más lindos, ya que luego de tener una sesión espiritual podrás ir a restaurantes, cafés y chocolaterías en Gramado, al cual puedes llegar desde Porto Alegre en dos horas en carro. Sin duda, es un territorio que posee varios de los atractivos culturales de Brasil a los que no puedes dejar de ir.

18. Paraty (Río de Janeiro)

Los bosques atlánticos de Brasil se yerguen en la pequeña Paraty, de origen portugués con playas alucinantes y un paisaje sin igual para el disfrute de Brasil y sus zonas turísticas.

Hace 500 años fueron diseñadas por colonos portugueses las casas blancas de tejados a dos aguas, escalones y calles de piedra que se llenan de agua al salir la luna llena quedando limpias; esto hace de Paraty uno de los sitios históricos de Brasil más relevantes.

Paraty se encuentra a medio camino entre Río de Janeiro y Sao Paulo y es posible llegar en bus desde el Terminal Rodoviaria de Río Novo. En ella encontrarás alrededor de 35.000 habitantes y más de 300 playas donde disfrutar.

Cercano al casco histórico encontrarás las playas de Do Puntal (tranquila y pequeña) y Do Jabaquara (donde encontrarás la mayor parte del turismo). Un dato curioso es que en sus primeros siglos de existencia fue unos de los principales centros de producción de caña de azúcar de la entonces colonia portuguesa.

19. Centro Cultural Banco do Brasil (Sao Paulo)

En el centro de Río de Janeiro encontrarás el museo-centro cultural más visitado de todo el país: el Centro Cultural Banco do Brasil. Construido en 1989 con un estilo neoclásico por el arquitecto Francisco Joaquim Bethencourt da Silva, se trata de uno de los atractivos turísticos y culturales de Brasil.

Este espacio fue sede de varias instituciones financieras, hasta que en la década de los ochenta fueron recuperados todos sus detalles arquitectónicos para volverlo sede de presentaciones artísticas de la índole del teatro, la danza, la música, el cine y las artes plásticas.

En el quinto piso podrás encontrar una biblioteca que reúne alrededor de 125.000 obras y una sala de lectura con una capacidad para cien personas, como también una sala especial de lectura para niños y jóvenes.

Además, si quieres tomarte algo, dentro de él existe un restaurante bistró y un par de cafés. Está abierto de miércoles a lunes de 9:00 am a 9:00 pm.

20. Palacio da Alvorada (Brasilia)

Si quieres conocer lugares importantes en Brasil, tienes que visitar el Palacio da Alvorada que es la residencia oficial del Presidente de Brasil. Para el 2019 cumple sesenta y un años de haberse construido por Oscar Niemeyer, y se encuentra en Asa Norte, Brasilia.

Esta fue una de las primeras estructuras construidas en la nueva capital que tiene sumamente arraigado en su estilo la simplicidad y la modernidad, haciendo que su gran diseño se base en las doce columnas de su fachada y los detalles plásticos de fondo.

La estructura tiene tres plantas: sótano, planta baja y segundo piso. Cuenta además con piscina olímpica, biblioteca, sala de música, dos salas de comedor y muchísimas salas de reuniones.

21. Puerto de Manaos (Amazonas)

Descubrir el puerto de Manaos o Manaus te llevará a contemplar las infraestructuras más refinadas y elegantes que podrías ver en lo que es uno de los mayores puertos fluviales de Brasil y el mayor de la Amazonia.

Su estilo art-nouveau y neoclásico te permite hacer una caminata en el entorno selvático de la mañana y disfrutar de una ópera en la noche en el Teatro Amazonas. En 1987 el puerto de Manaos fue declarado Patrimonio Histórico Nacional.

Aquí podrás degustar de una gastronomía de platillos típicos donde el pescado del Amazonas (considerado el mejor de Sudamérica) es el foco principal.

Manaos se caracteriza por tener un clima muy caluroso, así que es recomendable vestirse acorde para realizar las compras en los sitios comerciales populares como Amazon Shopping Center. Esta es la capital del arte, la cultura y la naturaleza, de los destinos turísticos en Brasil donde encontrarás todo en un mismo sitio.

22. Olinda (Pernambuco)

No hay duda de que si visitas Olinda, saldrás de esta ciudad colonial con una sonrisa en tu rostro. Declarada desde 1982 como Patrimonio Histórico y Cultural por la Unesco, Olinda es el espacio donde podrás descubrir las casas antiguas, el camino empedrado, los talleres artesanales, locales de arte y museos característicos de una localidad fundada en 1535.

Para conocer uno de los lugares típicos de Brasil, lo mejor que puedes hacer es recorrerla en un paseo, y puedes visitarla en los Carnavales de Olinda. En esas fiestas conocerás de cerca la cultura popular de esta zona brasileña.

Entre los lugares más visitados está el Convento de Sao Francisco y la Sé -uno de los primeros templos construidos en Brasil- y el Mercado da Ribeira donde podrás adquirir souvenirs muy autóctonos de la zona.

Olinda se ubica en el Estado de Pernambuco, a siete metros de Recife y es posible llegar a ella en autobuses desde Recife ya que existen varias rutas que funcionan constantemente.

23. Cataratas del Iguazú (Paraná)

Dentro del Parque Nacional del Iguazú, en la frontera entre Brasil y Argentina, se encuentran las Cataratas del Iguazú, un espacio de total inmersión y contemplación a la naturaleza. Cataratas del Iguazú es uno de los lugares exóticos de Brasil que cuenta con todos los servicios para garantizarte una experiencia cómoda.

Si te preguntas qué hacer, qué comer o qué servicios ofrece este espacio verás que existen estacionamientos, hoteles, restaurantes, autobuses internos, paseos extras y tiendas de souvenirs. El paseo tiene una duración de 2 a 4 horas, el cual comienza por el transporte de visitantes desde el centro hasta el comienzo del sendero.

Después de recorrerlo a pie vas a llegar al punto llamado la "Garganta del Diablo" donde sucede la magia ante tus ojos. Tras la caminata encontrarás el monumento a Alberto Santos Dumont y un restaurante; aquí podrás devolverte al punto de salida.

El parque funciona de 9:00 a.m hasta 5:00 p.m. y tiene distintas tarifas las cuales puedes consultar. Considerar las Cataratas del Iguazú parte de los lugares turísticos para jóvenes en Brasil es totalmente un acierto, pues no dejará que los niños se aburran ni un momento.

24. Pan de Azúcar (Río de Janeiro)

El cerro Pan de Azúcar es uno de los lugares de Río de Janeiro que no puedes perderte, ya que es un espectáculo natural único.

Pan de Azúcar consiste en un pico sin prácticamente nada de vegetación en el barrio de Urca, justo en la entrada de la Bahía de Guanabara. Lo grandioso es que se alza por arriba del Océano Atlántico, lo cual le da un encanto sin igual al llegar a su cima, a 396 metros de altura.

A los pies de esta gran montaña en 1565 el portugués Estácio de Sá fundó Río de Janeiro. Uno de los atractivos más emblemáticos de Río es el teleférico que recorre esta montaña, que fue el tercero en construirse en todo el mundo.

Al llegar a la cima podrás disfrutar no solo de la vista, sino de dos estaciones que cuentan con una sala de exposiciones, restaurantes, puestos de comida rápida, tienda de souvenirs y servicios. La Montaña Pan de Azúcar está colmada de los atractivos naturales de Brasil.

25. Trancoso (Bahía)

Si buscas un espacio donde descansar alejado del bullicio de la gente, la respuesta a tu búsqueda termina en las playas del pequeño pueblo costero Trancoso, ubicado en Porto Seguro, otro de los lugares tranquilos de Brasil para vacacionar.

En lo alto de su colina podrás encontrar el Cuadrado Histórico, el cual es una plaza llena de casitas de colores, restaurantes de todos los gustos, posadas y tienditas de artesanía. Por otro lado, podrás encontrar campos de golf a nivel técnico con una vista espléndida hacia el mar.

Pero lo realmente cautivador del pueblo son sus playas, donde podrás comer los mejores manjares de la zona y montar a caballo y alquilar kayaks y tablas de surf (Praia dos Nativos).

Podrás ir a la Praia dos Coqueiros, a 10 minutos del pueblo, donde descubrirás unas piscinas naturales y, por otro lado, tomar baños con agua dulce en Praia do Rio da Barra. Para llegar en transporte público puedes tomar una balsa saliendo de Porto Seguro a Arraial d'Ajuda y desde allí tomar un bus a Trancoso.

26. Ouro Preto (Minas Gerais)

Anacrónico e interesante, el pueblo colonial Ouro Preto se mantiene en pie para mostrarte lo que fue el origen de la primera sociedad moderna de Brasil. Ouro Preto está justo entre las montañas mineras, en el valle, y se erigió gracias al esfuerzo de una cantidad incontable de mineros que eran explotados en el siglo XVIII.

Su arquitectura dotó al pueblo del título de Ciudad Monumento Nacional en 1933 y adicionalmente la Unesco la declaró como Patrimonio Cultural de la Humanidad en 1980. Además de sus tesoros históricos, Ouro Preto cuenta con un amplio y rico ecosistema, cascadas, senderos y una zona protegida como parque nacional.

Por otro lado, anualmente en este lugar se realiza el Festival de Invierno, el Forum de las Artes en el mes de julio y el Forum de las Letras en noviembre. Ouro Preto es en su totalidad uno de los tantos sitios de interés de Brasil, sin embargo, solo es posible llegar él en autobús o en carro ya que no tiene aeropuertos cerca.

27. Porto da Barra (Bahía)

Si buscas un sitio donde disfrutar de los mejores atardeceres y además encontrar tesoros increíbles de la historia, Porto da Barra es la playa que estás buscando. Se ubica en Salvador de Bahía, entre los fuertes coloniales Santa María y San Diego y puedes llegar tomando el transporte público de Salvador de Bahía o un taxi.

Fue la primera capital de Brasil y una de las zonas más importantes durante los conflictos armados de su historia, por lo que en sus aguas podrás encontrar tesoros antiquísimos si decides aventurarte a bucear.

Esto lo hace, además de un lugar lleno de historia, uno de los sitios arqueológicos de Brasil, así que es perfecto para ti si te interesan estos temas. También encontrarás muchos espacios para practicar fútbol, voleibol o pasear en bote, y variedad de restaurantes con platos típicos de la zona.

28. Playa Ipanema (Río de Janeiro)

Seguro habrás escuchado el famoso bossa nova llamado "Garota de Ipanema", pues el tema fue inspirado en la hermosa costa de Brasil y su turismo. Dentro de Río de Janeiro, en el barrio de Ipanema, encontrarás esta costa, uno de los lugares más populares de Brasil.

El espacio donde las personas se desenvuelven está lleno de bares, restaurantes, tiendas, galerías de arte y alojamientos de lujo.

Esta playa es de fácil acceso en transporte público, ya que en metro solo debes bajarte en la estación General Osorio de la línea 1, y suele ser visitada por turistas de alto poder adquisitivo.

Por otro lado, los surfistas adoran esta playa por sus enormes olas, sin embargo, también es considerada una de las playas seguras de la costa, así que no tengas miedo en bañarte. Además, podrías conocer la Iglesia Nossa Senhora da Paz, uno de sus principales lugares turísticos.

29. Arcos de Lapa (Río de Janeiro)

Construido a mediados del siglo XVIII, el monumental acueducto Arcos de Lapa era la forma en que se trasportaba el agua desde el río Carioca hasta el centro de la ciudad.

Esta obra está compuesta de 42 arcos de dos niveles con 17,6 metros de altura que se extienden a lo largo de 270 metros, entre el morro de Santa Teresa y el antiguo Morro de Santo Antonio demolido a principios del siglo pasado.

Actualmente el sistema quedó obsoleto, pero desde 1896 hasta el 2011 se utilizó como viaducto por el cual transitaba el "Bondinho de Santa Teresa", que suspendió su uso por razones de mantenimiento y accidentes de servicio.

Como información adicional, actualmente Rio de Janeiro se encuentra en recuperación del servicio de viaducto. Para llegar a los Arcos de Lapa, uno de los sitios de interés de Brasil, puedes tomar el metro en la Avenida Mem de Sá y bajarte en Carioca de línea 1 o en Cinelandia de linea 2.

30. Catedral (Río de Janeiro)

En el centro financiero de una de las principales ciudades turísticas de Brasil, Río de Janeiro, encontrarás una construcción sumamente moderna inaugurada en 1979 con el nombre de Catedral de São Sebastiao do Río de Janeiro. Es recomendable elegirla como uno de los destinos de tus viajes a Río.

Tiene una capacidad para 5.000 personas sentadas más 20.000 personas de pie. Sus características más emblemáticas son sus vidrieras de colores que van desde el suelo hasta el techo de la catedral, el Cristo que cuelga del techo y la cruz griega transparente enmarcada en una circunferencia de 30 metros de diámetro.

De los más importantes sitios turísticos de Brasil y Río, la catedral se yergue con forma de pirámide y unas medidas de 74 metros de altura externa y 106 metros de diámetro.

La Catedral la podrás visitar desde las 7:00 a.m. hasta las 6:00 p.m. en el centro de la ciudad, cerca del barrio de Lapa sin precio alguno, así de hermoso es el turismo de Brasil en Río de Janeiro.

31. Museo de Arte de Sao Paulo (Sao Paulo)  

Ubicado en la Avenida Paulista, de fácil acceso en carro y transporte público, el Museo de Arte de Sao Paulo (MASP) es el espacio cultural más conocido y uno de los más importantes en el país por los sesenta años que lleva funcionando, constituyendo parte del turismo oficial de Brasil.

Hay muchos lugares que visitar en Brasil, pero el Museo de Arte De Sao Paulo tiene relevancia por ser toda una obra de arte moderna que parece hecha en nuestros días.

Sin embargo, la arquitecta Lina Bo Bardi en 1968 ideó esta estructura elevada a 8 metros del suelo y con 74 metros de luz entre sus pilares, convirtiéndose en la planta libre más grande del mundo.

Eso no es todo, es uno de los destinos turísticos de Brasil que en el 2003 pasó a ser protegido por el Instituto do Patrimonio Histórico e Artístico Nacional. El contacto directo con este museo se traduce en intercambio cultural, ya que permite el paso de carros y genera bajo sí una plaza o hall cívico donde podrás pasar.

32. Teatro Amazonas (Manaos)

Donde menos te esperas, en el Amazonas, en el corazón de la selva, específicamente en Manaos, encontrarás uno de los principales lugares turísticos de Brasil, el teatro de ópera brasileño Teatro Amazonas Manaus, el cual tiene una capacidad de 701 asientos cubiertos de terciopelo rojo y fue inaugurado en 1896.

Como uno de los atractivos culturales de Brasil, sirve actualmente de sede de un festival anual de cine que se realiza en la región.

Para llegar a estas zonas turísticas de Brasil, puedes tomar un autobús o mejor, un taxi, y ya en Manaos puedes vivir una visita guiada que te lleve a conocer una de las mayores atracciones de Manaos.

Sin duda el Teatro Amazonas Manaus es la respuesta a una genialidad de infraestructura del siglo XIX que te transportará a aires antiquísimos y su cúpula te invitará a conocer su historia. Si quieres entrar y hacer contacto, hay días que los shows son gratuitos, pero normalmente rondan los 30 reales.

33. Praia de Itapua Bahía (Bahía)  

Praia de Itapua se encuentra en Salvador de Bahía, muy retirada del centro, cercana al aeropuerto. Para llegar puedes tomar uno de los autobuses de locomoción colectiva que cobran alrededor de 3,6 reales por persona.

No te tienes que preocupar por llevar tu sombrilla, ya que encontrarás servicios de toldos, baños y regaderas, así como quioscos de comida y bebidas y vendedores ambulantes.

Una de las cosas cautivadoras de Itapua es la cordialidad con que tratan a los turistas, además hallarás precios adecuados, nada exorbitantes, y servicios eficientes, siendo así uno de los destinos baratos de Brasil.

En las noches puedes ir a los bares que se encuentran en la playa para divertirte durante tus vacaciones en Brasil. Por otra parte, Itapua fue identificado como un punto de desove para tortugas marinas, por lo que hay un puesto del proyecto TAMAR de preservación.

34. Encontro das Águas (Brasilia) 

Muy cerca de Manaos vas a encontrar en uno de los múltiples ríos de Brasil el llamado Encontro das Águas o el Encuentro de las Aguas entre el río Negro y el río Solimoes, uno de los lugares exóticos de Brasil.

Debido a la diferencia de densidades y temperaturas entre las aguas fangosas de uno y las aguas negras del otro, ambos ríos crean un fenómeno de desplazamiento entre aguas por una extensión de seis kilómetros.

El gran espectáculo podrías verlo desde un avión (llegando a Manaos), en un barco en uno de los tours que se ofrecen en la ciudad, o podrías ir en tu carro hasta el Memorial Encontro das Águas, un mirador para dicho fin.

Es uno de los espectáculos que muchos de los turistas desean ver porque se da en una de las maravillas naturales de Brasil.

35. Plaza de los Tres Poderes (Brasilia)

Una de las mayores atracciones turísticas de Brasilia es la Plaza de los Tres Poderes, ubicada en la Calzada Independencia y avenida Pioneros con calle Dr. Humberto Torres. Fue diseñada por Lúcio Costa y Oscar Niemeyer entre 1956-1958.

Su nombre se debe a que alrededor de ella encontrarás las tres sedes de los poderes de Brasil que constituyen 3 sitios de interés de Brasil increíbles. Estos son el Palacio del Planalto (que representa el poder ejecutivo), el Palacio Nereu Ramos (sede del Congreso Nacional, que representa el poder legislativo) y el Supremo Tribunal Federal (que representa el poder judicial).

Los tres espectáculos arquitectónicos tienen la marca de Niemeyer, la simplicidad de las líneas y curvas y los tonos blancos y mármoles te brinda todo un espacio que descubrir. Además, en la plaza verás el mástil monumental que mide unos 100 metros de altura y en él ondea una bandera de Brasil enorme.

36. Playa de los Artistas (Río Grande del Norte)

Después de la Vía Costeira, tomando el bus 56, al norte de Natal podrás encontrar la Praia dos Artistas o la Playa de los Artistas, parte de los sitios que visitar en Brasil que son muy frecuentados por locales.

Si quieres elegir una playa llena de familias disfrutando de un día de relajación o jugando con los niños de la casa, esta es la opción. Esta playa debe su nombre a que en los años setenta varios artistas del cine nacional la visitaron, por lo que se convirtió en un espacio elegante y de calibre para frecuentar.

En ella puedes comprar productos típicos de la región en los centros de artesanato, degustar de excelentes platillos en Farol Bar, pasear por sus calles y disfrutar del agua de coco a 1 real.

37. Parque Nacional Lencois Maranhenses (Maranhao)

Uno de los mejores secretos de Brasil se encuentra en el Parque Nacional Lencois Maranhenses, el cual es considerado uno de los mejores lugares naturales del país que encontrarás en el estado Maranhao.

Disfrutarás de 70 kilómetros de costa y 50 kilómetros de ancho que constituyen un desierto enorme en época de sequía, pero cuando entra la época de lluvias se crean unas lagunas azules y verdes, manglares, restingas y dunas que pueden medir 40 metros de alto.

En este parque, uno de los destinos paradisiacos de Brasil, podrás ver cangrejitos, tortugas marinas y aves migratorias de la zona mientras tomas un baño refrescante en las lagunas.

Una de las mejores épocas para visitarlo es entre los meses de junio y septiembre, y para llegar no existe carreteras de acceso, por lo que hay que recorrer kilómetros de dunas con un guía a pie o en vehículos todoterreno.

38. Parque Nacional Marino (Bahía) 

El Parque Nacional Marino de Albrolhos es, de los lugares exóticos de Brasil, la joya preciada en lo que respecta a fauna y flora acuática del país. Para recorrerlo debes llegar a la población de Caravelas donde tendrás tres opciones para recorrer el mar de las costas de Bahía, alrededor del archipiélago.

Puedes tomar un bote de pescadores, pero tendrás que quedarte a dormir ya que el recorrido dura alrededor de seis horas; por otro lado puedes optar por abordar un catamarán que te llevará en un recorrido de alrededor de tres horas; o por último tomar una lancha de alta velocidad en un viaje de hora y media.

En sus 900 kilómetros cuadrados de extensión encontrarás muchos arrecifes y un archipiélago de cinco islas, las cuales podrás visitar nadando o en una embarcación.

En ella verás faros antiguos, pero sin duda la mejor atracción de la zona es la práctica del esnórquel y el buceo para hacer un verdadero contacto con la naturaleza del archipiélago.

39. Plaza de la Libertad (Minas Gerais)

Otra que forma parte de los sitios históricos de Brasil es La Plaza de la Libertad, un parque urbano que se ubica en Belo Horizonte, en la región de Savassi, a la cual es fácil llegar tomando las rutas de autobuses de 494 desde el Terminar Paso de la Arena.

Conjuntamente con su belleza arquitectónica, ha constituido un centro de reunión para decisiones políticas, movimientos sociales y actividades culturales y deportivas de la región.

Un dato relevante es que los mineros tomaron esta plaza como motivo de orgullo desde el año 2010. Por otro lado, su estilo de construcción condensa la historia de Belo Horizonte perfectamente.

Además, a su alrededor se encuentran una cantidad de edificios históricos de gran interés que constituyen el Circuito Cultural Praça da Liberdade, que es una de las cosas que es completamente recomendado que hagas en Belo Horizonte.

40. Catedral Nuestra Señora de Lourdes (Río Grande del Sur)

Estilo gótico y belleza sin igual, esta es la descripción de la Catedral Nuestra Señora de Lourdes, ubicada en Canela, en el estado Río Grande del Sur, de los grandes atractivos culturales de Brasil.

No importa como estén los días, es imposible que pase por desapercibida esta torre de 65 metros de altura con paredes recubiertas de piedra basáltica y con una infinidad de obras de arte en su interior.

Artistas como Julios Tixe, que hizo el altar; Pablo Orona, que hizo las pinturas de madera y arcilla de la Vía Sacra o Marciano Schmitz, de quien son los paneles del altar, son los que dejaron su huella dentro de esta obra de arte religiosa, digna de admiración.

Si tienes interés en conocerla de noche, podrás observar el espectáculo que se forma con las luces de su fachada. Para llegar puedes ir caminando al centro de Río Grande o tomar un taxi si no tienes tu propio medio de transporte.

41. Iglesia Matriz San Pedro Apóstol (Río Grande del Sur)

Si prefieres elegir viajar a Gramado o sus alrededores, es recomendable que visites esta iglesia, uno de los lugares típicos de Brasil. Tiene un estilo de simplicidad hecha con aproximadamente 72 mil piedras que evoca la espiritualidad de los visitantes desde su fachada.

En su patio podrás tomar unas fotos únicas con un fondo de estructuras de cristales y el hermoso jardín. Del lado derecho se encuentra el puente del amor, donde las parejas suelen colocar un candado, y de lado izquierdo de la iglesia se encuentran las esculturas de los dos apóstoles.

Alrededor encontrarás lugares donde podrás disfrutar de un café o un bocadillo luego de pasear.

Sin duda, ir a Gramado y no conocer la Iglesia Matriz es como ir al Vaticano y no haber visto al Papa, no te la puedes perder. Desde Porto Alegre en carro son dos horas para llegar a Gramado.

42. Playa Buen Viaje (Pernambuco)

Esta céntrica playa, destino turístico en Brasil, es el mejor espacio para los que quieren darse un buen bronceado en una costa de aguas limpias y mantenerse en una zona urbana, cerca de panaderías, restaurantes, parques y supermercados.

Ubicada en Pernambuco, a media hora de Río de Janeiro, encontrarás quioscos con precios competitivos y lugares donde comer un bocadillo o tomarte una cerveza en tu día de playa y relax.

Conocida como Praia Boa Viagem, no es una playa visitada tanto por turistas, sino más bien por personas que viven en los alrededores, así que el ambiente es tranquilo, sin vendedores de la costa y además el oleaje es bajo gracias a los arrecifes que la acobijan.

Con respecto a la seguridad, en la playa verás un puesto de policías que está constantemente haciendo rondas; sin embargo, en cualquier playa de Brasil debes estar atento de tus pertenencias para evitar cualquier imprevisto.

43. Playa Pina (Pernambuco)

A diferencia de Playa Buen Viaje o Praia Boa Viagem que se encuentra continua a ella, esta playa de arena clara tiene mucho menos infraestructura alrededor, lo que la hace mucho más despejada, perfecta para descansar en un día de sol, uno de los lugares tranquilos de Brasil.

A Playa Pina debes llevar tus propias sombrillas, aunque también se ofrecen en ella el servicio de sombrillas y sillas por 30 reales, sin embargo algunos querrán cobrarte mayores cantidades por el servicio, no olvides regatear.

Algo interesante es que si consumes alguna comida o bebida de igual o mayor valor que los 30 reales no tendrás que pagar el servicio de sombrillas. En la costa de Pina encontrarás varios carteles que advierten la posible presencia de tiburones, pero no se ha visto ningún espécimen en años.

De todos modos si prefieres no arriesgarte, esta costa es perfecta para realizar deportes de playa, trotar y caminar.

44. Centro Histórico de Porto Seguro (Bahía)

Cuando viajes a Porto Seguro es imprescindible que visites el Centro Histórico, uno de los sitios de interés de Brasil que es sumamente pintoresco y que encierra siglos de historia y huellas de una ciudad.

A lo largo de sus calles verás casas de colores que eran pintadas así para identificar a las diferentes familias que hacían vida en esa zona en el siglo XVI. Además, gracias a que está en la cima de un cerro, podrás tener una vista de las playas magnífica.

Aquí encontrarás locales para comprar los souvenirs de tu visita, podrás probar la comida típica del lugar (como los jugos de frutas de diez reales) y, si tienes suerte, verás una pequeña muestra con participación del público de un show de Capoeira en uno de los pequeños anfiteatros.

En el paseo podrás conocer cómo se hacen los manjares de la región, lo cual sin duda es todo un misticismo. Es recomendable que realices el tour con un guía y así conocer los vericuetos de Porto Seguro más a fondo.

Brasil: Más de lo que esperas

Luego de haber descubierto las cimas y cerros de Brasil como Pan de Azúcar, y las playas lujosas como la de Copacabana o las playas urbanas como Praia Boa Viagem, no queda duda de que Brasil tiene mucho para dar.

Desde los destinos al norte de Brasil llenos de espacios naturales espectaculares, hasta lugares tradicionales como Manaos y el pueblo colonial Olinda se convierten en oportunidades de descubrir un mundo nuevo y cálido.

El increíble abanico de estructuras arquitectónicas que constituyen la nueva capital como la Plaza de los Tres Poderes y el Museo de Arte de São Paulo muestran una modernidad increíble para cualquier país.

Con el clima tropical de Sudamérica, Brasil te abre sus brazos para que descubras el origen de sus tradiciones y el encanto de su gente.

Créditos fotográficos

¿Qué te pareció este artículo? 

[Total: 44    Average: 4.7/5]

>