El Top 10 de las Mejores Comidas Típicas de Alemania para probar este 2020

La gastronomía de Alemania es muy variada en embutidos y vegetales

Los platillos y bebidas típicas de Alemania tienen una gran fama a lo largo del mundo, gracias a su distinción de sabores e historias. Si bien la gastronomía alemana es muy rica en platos que incluyen carnes y embutidos, esto no es una limitante. Podrás encontrar deliciosas comidas con frutas, verduras y hortalizas, los cuales representarán para ti una opción mucho más saludable.

A pesar de esto, no podemos negar que la gastronomía alemana es un auténtico paraíso para los amantes de la carne. Desde los platillos más comunes de Alemania, como el currywurst o el bratwurst, hasta algunos un poco menos famosos, como el rouladen, son dos alternativas que podrás ver durante tu visita en este bello país.

Por otro lado, uno de los principales atractivos de Alemania son sus bebidas, con o sin alcohol, dependiendo del gusto. Es bien sabido que la cerveza alemana es una de las más famosas del mundo, y qué mejor gusto puedes darte que venir a probarla en su lugar de origen. De igual manera, otras alternativas como la sidra o el ponche de huevo serán una interesante opción, en caso de que seas fanático de los licores.

Si te preguntas qué hacer en Alemania, conocer su gastronomía es una de las principales respuestas. No esperes más y repasa esta lista con lo mejor de la comida típica alemana, de esta manera no te perderás la oportunidad de conocer su amplia oferta culinaria.

A continuación verás las mejores preparaciones que debes tomar en cuenta en tu viaje a Alemania

En este artículo veremos:

1. Quark (cuajada)

El quark es un delicioso acompañante para los platos fuertes de Alemania

El quark es un queso batido muy típico en la gastronomía de Alemania, pues suele ser un acompañante ideal de algunas de las comidas más ricas de este país.Sus principales ingredientes son el zumo de limón y la leche, ya sea de vaca, cabra u oveja. Es un complemento ideal si quieres preparar alguna salsa, postre o arroz.

Su preparación no es muy complicada, pero sí algo extensa. Para empezar, debes dejar reposar la leche con el zumo de limón por unas 16 horas a temperatura ambiente. Luego de este tiempo, la leche se pondrá agria, por lo tanto tendrás que calentarla y taparla. En un plazo de 12 horas tu queso quark estará terminado y listo para servir.

Por lo general el uso del quark es muy común en Alemania durante todo el año, ya que es un acompañante muy necesario para muchas de sus comidas. Un dato curioso que debes saber si quieres consumir este producto, es que hoy en día es muy buscado por sus propiedades nutritivas, además de ser muy bajo en calorías. Es una gran opción para comer rico y saludable.

2. Bratwurst (Salchicha a la parrilla)

El bratwurst es una de las salchichas más antiguas de Alemania

El bratwurst es uno de los más importantes platillos alemanes hechos con salchicha en toda la gastronomía teutona. Su ingrediente principal es la carne de cerdo, la cual es asada a la parrilla, y se consume durante todo el año en Alemania. Se suele condimentar con algunas especias como la pimienta y el enebro, además de usar la mostaza para darle un distinguido sabor.​​

El modo de preparación requiere de una procesadora para alargar la carne. Cuando hayas hecho esto, debes añadir la sal y la tocineta, entonces podrás amasar todo manualmente. Luego tendrás que volver a utilizar la procesadora para darle la forma final a la salchicha y poderla asar en tu parrilla. Un consejo que tienes que saber es que, en caso de que te sobre alguna porción, se conservan mejor congeladas.

Un dato interesante es que esta comida es una de las más antiguas de la cocina alemana. Sin duda alguna, con el paso de los años, el bratwurst se convirtió en uno de los platos clásicos más importantes de la nación. Es parte de la larga cadena de embutidos que tradicionalmente se comen en Alemania, como la schnitzel o la currywurst.

3. Kartoffelsuppe (Sopa de patata)

La kartoffelsuppe es ideal si buscas una rica sopa de verduras

La kartoffelsuppe es una sopa alemana bastante similar a una crema de verduras. Además de su ingrediente principal, que en este caso son las patatas, la comida requiere otros ingredientes como apio, zanahorias y salchichas de Viena. Todos estos componentes los debes combinar con un litro de caldo de verduras.

Su modo de preparación no te generará mayores complicaciones, ya que es uno de los platillos alemanes más fáciles de preparar. Lo ideal es que empieces calentando los ingredientes por unos 15 minutos, para luego mezclarlos con el caldo de verduras. Una vez que la sopa haya hervido, tendrás que triturarla para que quede en forma de crema.

A pesar de que esta comida se consume en muchas regiones de Alemania durante todo el año, sus orígenes están en Heidelberg, Düsseldorf y Mannheim. Estas son las principales zonas a tener en cuenta si quieres probar esta deliciosa comida típica.

Esta sopa tiene la curiosidad de ser uno de los platos más antiguos de los que aún se consumen en Alemania. Si eres un apasionado por la historia, te interesará saber que su origen data del siglo XI, e incluso se tienen registros de que se consumía en Palatinado en los tiempos del Imperio Germánico.

4. Currywurst (Salchicha al curry)

El currywurst es una de las recetas de salchicha más famosas de Alemania

Es una salchicha típica de Alemania cuyo ingrediente principal es el curry molido. Además, necesitarás cebollas, ajo, pimienta negra y un poco de puré y vino de manzana. También es importante que tengas un tomate y suficiente sal. Este plato se puede cocinar asado o a la parrilla.

Para su preparación tendrás que empezar sofriendo la cebolla y el ajo. Luego será el momento de que agregues el curry molido, junto con el puré y el vino de manzana. Debes dejarlo cocinar a fuego bajo hasta que los tomates se deshagan, triturar todos los ingredientes y devolver el resultado a la sartén. Todo esto te generará la salsa ideal para que comiences a cocer tus salchichas.

Esta deliciosa salchicha alemana se consume con mucha regularidad en este territorio. Sin embargo, es durante los días del Oktoberfest, una de las ferias de bebidas alcohólicas más importantes de Alemania, cuando se consume en mayor cantidad. Por otro lado, si quieres comerla en cualquier época del año, los mejores restaurantes para hacerlo son Best Worscht y Curry 61, los cuales quedan en Berlín.

Un dato importante sobre esta comida es que, junto con la schnitzel, se ha convertido en un símbolo muy importante de la cultura gastronómica en Alemania. Incluso el platillo tiene un museo en Berlín, llamado el Museo de la Currywurst.
​​

5. Bratkartoffeln (Patatas hervidas con tocino y cebolla)

Anímate a probar uno de los mejores platillos alemanes con patatas

El bratkartoffeln es un platillo de patatas hervidas que funciona como un gran acompañante para salchichas, carnes y otras comidas. Sus componentes principales son las patatas y la tocineta. Para su preparación necesitarás al menos tres de cada uno de estos. De igual manera, deberás comprar mantequilla, perejil y algunas cebollas.

El primer paso en su preparación es tomar una sartén y cocinar la tocineta en su propia grasa. Luego será el momento de agregar las cebollas y las patatas. Tendrás que sazonarlas muy bien con sal y pimienta, para después dejar que todo se cocine a fuego medio por unos 30 minutos.

Este platillo no tiene una época especial en la cual se consuma. Debido a que es una de las comidas alemanas con papas más importantes, la comen durante todo el año. De igual manera, debes saber que el modo de preparación afectará en mucho su sabor, por lo cual dos de los lugares recomendados para que las pruebes son el restaurante Optiz, el cual está en Hamburgo, y el restaurante tradicional Felix Austria, en Kreuzberg.

6. Rouladen (Filete relleno)

Nada mejor que pasar los días de fiesta con un rico rouladen
Es un platillo de origen alemán y austriaco que se hace con carne de res y se condimenta con sal y pimienta. Es una gran opción para preparar comida alemana casera debido a que no es muy complicada de cocinar. Lo típico es acompañarla con col o puré de patatas, y rellenarla con tocineta y pepinillos.​​

Lo más importante que debes comprar para hacer rouladen son los filetes. Para preparar esta comida típica alemana tendrás que ablandar y sazonar la carne, agregar el tocino o el pepinillo y enrollarlos. Posteriormente, toca cocinarlos en la sartén por media hora para después revolverlo con pasta de tomate y leche, ya sea evaporada o descremada.

En Alemania es muy común que este plato se consuma en invierno. Sin embargo, lo encontrarás en cualquier otra época del año en sus restaurantes. Si visitas algún blog de cocina alemana para buscar dónde probarlo, algunas de las mejores opciones que encontrarás son Fennischfuchser y Zur Haxe, en Frankfurt y Berlín, respectivamente.

Además, un dato curioso es que, en Alemania, el rouladen es una comida típica de domingo o de ocasiones especiales. Se suele comer durante el almuerzo en alguna festividad familiar o celebración específica.

7. Chucrut

El chucrut es la mejor alternativa vegana que encontrarás en Alemania

Es uno de los platillos más famosos de Alemania y de la gastronomía Europa Central. Debes prepararlo a base de col agria, la cual es su principal ingrediente. Se suele usar como acompañante de los platos principales en un almuerzo. Además, es una de las opciones veganas con más comentarios positivos que encontrarás en cualquier blog de comida alemana.

Para prepararlo, lo primero que debes hacer es calentar una cebolla con aceite de oliva, para luego añadirle repollo y agua. Posteriormente, debes agregarle un poco de sal y dejarlo cocinar durante unos 40 minutos. Un tip importante que debes tener en cuenta es que el chucrut se conserva incluso dos semanas después de hecho, siempre y cuando lo mantengas en tu nevera.

Este plato lo podrás encontrar más que todo durante el invierno. Esto se debe a que esta comida aporta muchos de los nutrientes y vitaminas que se necesitan durante las fechas más frías del año. Por lo tanto, el chucrut es una interesante opción para probar si vas a viajar a Alemania durante los meses invernales, ya que te ayudará a soportar el frío y estar saludable.

8. Kassler (Filete de carne)

El kassler es uno de los platos clásicos más importantes de Alemania

El kassler es un filete de cerdo hecho con carne de costillas. Tiene algunas variaciones, como el kassler kamm o el kassler blatt, los cuales son hechos con carne de codillo y paletilla de cerdo. Este plato lo podrás acompañar con algunas ricas guarniciones, como el chucrut o el puré de patatas.

Su preparación no es para nada compleja, de hecho es una de las comidas alemanas más fáciles de hacer. Debes empezar cocinando la carne a fuego medio y con mantequilla. Luego tendrás que agregar cebolla, tomate y pepinillos junto con un poco de agua. Posteriormente, deberás añadir una manzana y una naranja. Para finalizar, cocina por unos minutos hasta que veas que el hueso del kassler se separe de la carne.

En Alemania el kassler es muy común en cualquier época del año, debido a que es una comida muy típica de esta nación. Un dato interesante es que, a pesar de su nombre, esta receta no proviene de la región de Kassel, sino más bien de Berlín. Además de ser muy antigua, es una excelente alternativa si quieres probar uno de los platos más importantes de la cultura alemana.

9. Eisbein (Pata de cerdo)

El eisbein es una de las comidas alemanas más reconocidas fuera del país

El eisbein es la carne que forma parte del codillo del cerdo. En la gastronomía alemana lo podrás encontrar preparado en salazón. Es uno de los principales platos fuertes de Alemania en los almuerzos y normalmente se sirve acompañado de guarniciones como el puré de guisantes, de manzana o el chucrut.

Por lo general se prepara asado o cocido, pero siempre con algún tipo de salsa. Para cocinarlo necesitarás de dos codillos de cerdo, tres litros de agua y un litro de cerveza. Lo primero que debes hacer es quitarle la piel a los codillos y condimentarlos. Luego, usando una cacerola con agua, los tendrás que meter al horno por dos horas. Cuando esté listo, tendrás que echarlo a la sartén mientras le agregas la cerveza.

Un dato muy interesante sobre el eisbein es que se trata de una comida multicultural. Aunque proviene de Alemania, lugar donde es mucho más famoso, también lo encontrarás en la gastronomía de otros países de la región del este de Europa, como Eslovaquia y República Checa, además de China.

10. Kartoffelknödel (Albóndigas de patata)

Probar el knödel es comer uno de los platos con papas más ricos de Alemania

Es una especie de bola de masa que se puede cocinar con distintos ingredientes, entre los cuales destacan las patatas y la carne. Se les conoce como knödel y podrás comerlos como platillo principal o como acompañante. Es una opción muy útil para preparar una comida fácil, e incluso para usarla de guarnición con otros platos típicos de esta región.

Sus ingredientes principales son papas, sal y un poco de pan blanco cortado en partes pequeñas. Para prepararlo debes comenzar pelando la mitad de las papas y poniéndolas a hervir con sal. Luego será el momento de agregar las migas del pan y un huevo. Con la masa resultante tendrás que formar las albóndigas y ponerlas en una olla a cocer durante unos 20 minutos.

El knödel es una comida típica que se consume durante casi todo el año. Principalmente lo podrás encontrar en la región sureste de Alemania, en ciudades como Berlín, Baviera y Stuttgart. Aunque es uno de los principales platillos de Alemania, no se come sólo en su territorio. Esta receta se ha expandido a sus vecinos limítrofes: República Checa y Austria; de la misma forma en la cual lo ha hecho a algunas zonas de Italia.

¿10 no son suficientes?
Pues sigue leyendo para que descubras más platillos increíbles de Alemania

11. Weisswurst (Salchicha de tocino)

La weisswurst es una de las recetas de salchicha más ricas de la cocina alemana

La weisswurst es una salchicha de cerdo alemana, muy típica dentro de la cultura gastronómica del país. Su ingrediente principal es la carne de ternera, la cual debe ser muy bien especiada. Por lo general, se puede acompañar con mostaza dulce. Este delicioso platillo es una parte importante de la cultura y gastronomía de Alemania, pues es uno de los más tradicionales y representativos de esta nación.

Para prepararlas necesitarás ocho salchichas, aceite de oliva, vinagre y cebollas rojas. Primero, debes rallar las cebollas y sofreírla en la sartén por unos minutos para luego agregarle el vinagre. En el propio aceite hay que poner a freír las salchichas y cocinarlas hasta que estén bien doradas. Cuando hayas hecho todo esto, tendrás que dejarlas reposar un poco antes de servir.

Es un plato muy común en el sureste de Alemania, pero principalmente en la ciudad de Baviera, lugar donde tiene sus orígenes. Esta es una comida típica muy antigua, cuya forma y sabor se asemeja mucho a la típica schnitzel, el cual es un famoso plato austríaco. Un dato interesante sobre esta receta es su origen, puesto que surgió gracias al error de un cocinero en el año 1857.

12. Hasenpfeffer (Estofado de conejo)

Uno de los mejores platos originarios del norte de Alemania es el hasenpfeffer

El hasenpfeffer es un típico guisado de conejo alemán, el cual es estofado en sus propios jugos. Su ingrediente principal es la carne de conejo y es una receta que no es muy fácil de preparar, además de que requiere mucho esfuerzo. Sin embargo, si la cocinas correctamente puedes tener una comida bastante rica.

Además de la carne, necesitarás harina, ajo, tocineta y zumo de limón. El primer paso en su preparación es sazonar la carne y mezclarla con la harina, para luego cocinarla con las cebollas y la tocineta. Debes freír bien cada parte del conejo y, si lo deseas, agregar un poco de brandy o coñac para darle gusto. Luego hay que incluir el ajo con el limón y dejarlo cocinar todo durante una hora y media.

Es uno de los platillos tradicionales de Alemania y se come a lo largo de todo el territorio. Sin embargo, se consume en mayores cantidades en el norte de la nación, sobre todo en los estados de Renania del Norte y Baja Sajonia. Por otro lado, como prueba de la integración cultural que ha tenido esta receta, en Baviera lo podrás probar con pimentón dulce, e incluso con picante.

13. Nordseekrabben

El nordseekrabben es la mejor opción para probar comida alemana del mar

Si bien las comidas más populares en Alemania están hechas a base de carne, podrás encontrar algunas alternativas. Una de estas es el nordseekrabben, que es un platillo de mariscos. Su ingrediente principal son las gambas, estas son pequeños crustáceos que se encuentran en el Mar del Norte.

Para prepararlo, además del ingrediente principal, necesitarás un eneldo, limón y mantequilla. Lo primero que debes hacer es quitarle las puntas del tallo al eneldo, para luego juntarlo con unas rodajas del limón. Una vez hecho esto, tendrás que agregar una cucharada de mantequilla y poner la carne de gamba por encima. Finalmente, lo dejas cocinar por unos 40 minutos.

Esta comida es típica del norte de la nación alemana. La podrás encontrar mayormente en ciudades como Hamburgo y Lübeck,*regiones en las cuales se come en cualquier parte del año.

Un tip curioso de este plato es que es una opción muy baja en calorías. Por lo tanto, además de ofrecerte un cambio de rutina en medio de la típica gastronomía alemana, es una comida que no te hará preocuparte por tu salud ni por subir algunos kilos.

14. Kieler Sprotten

El kieler sprotten es una buena alternativa a los clásicos platillos de carne

El kieler sprotten es uno de los más importantes platos de pescado en Alemania. Se prepara con sardinas y algunas verduras como la lechuga y la remolacha. A diferencia de la cocina de España o de Italia, en Alemania no se suelen comer muchos alimentos del mar. Por lo tanto, esta es una de las pocas variantes marítimas que encontrarás en la gastronomía de Alemania.

Su modo de preparación requiere que cocines los espadines o sardinas, para luego agregarlos a la ensalada con la que suelen acompañar. Para esta ensalada tendrás que pelar la lechuga y cortar los pepinos y tomates en rodajas pequeñas. Finalmente, hay que hacer una vinagreta con aceite de oliva, sobre la que colocarás los pescados.

Al igual que la mayoría de las comidas del mar en Alemania, el kieler sprotten es un platillo originario del norte del territorio alemán. Es típico en esta región debido a que del Mar del Norte provienen la mayoría de los ingredientes para las recetas marítimas. No tiene una época especial de consumo, sencillamente es una de las opciones que tendrás para probar algo que escape un poco a la cotidianidad de la cocina alemana.

15. Kartoffelpuffer (Panqueque de patata)

El kartoffelpuffer es una excelente alternativa sin carne para la Semana Santa

El kartoffelpuffer es uno de los platos más emblemáticos de Alemania. Sus componentes son las patatas, los huevos y la harina, junto con otros complementos como la cebolla y el perejil. 

Es una especie de tortilla que te resultará muy fácil de hacer, además la podrás usar como guarnición de algún plato fuerte. Si deseas comerlo como entrada principal, lo típico es que lo acompañes de alguna salsa, como el apfelmus o la mermelada.

El primer paso a seguir para que puedas preparar el kartoffelpuffer será pelar y rallar las patatas. Cuando hayas hecho esto, deberás juntar la harina, los huevos y el perejil con un poco de sal, para luego mezclarlos con la cebolla y las patatas. Finalmente, en una sartén con aceite bien caliente, tendrás que ir cocinando pequeñas porciones de la mezcla que has preparado.

Este plato es muy común en cualquier época del año, sin embargo se come muchísimo los viernes de Pascua. Esto se debe principalmente a que es una alternativa sin carne. Por esto, si planeas algunas vacaciones en Alemania, podrás probar esta comida durante las celebraciones religiosas. Dos buenas opciones para hacerlo son los restaurantes Kartoffelkeller y Ratskeller München, en Berlín y Baviera respectivamente.

16. Pretzels

La receta de los pretzels ha llegado a muchos países del mundo

Los pretzels son pequeñas galletas hechas de pan salado. Su principal ingrediente es la harina para formar la masa con la cual los podrás preparar. Son un alimento muy rico para tener un desayuno ligero, o quizás alguna merienda. Su principal distintivo es la forma de lazo que los caracteriza y lo más común es que los acompañes con un poco de miel.

Para preparar pretzels caseros hay que empezar juntado la levadura con un poco de agua. Luego de esto, añade la harina con algo de sal y deja que la mezcla repose 20 minutos. Cuando el tiempo haya pasado, agrega más harina y obtendrás la masa final para poder cocinarlos. Finalmente, deberás amasar y darles la forma adecuada a los lazos.

Es una de las comidas tradicionales más importantes de Alemania por el gran éxito que ha tenido su receta a lo largo del mundo. Sin embargo, las presentaciones que podrás encontrar de estas galletas varían mucho en cada país. En Estados Unidos, por ejemplo, se cocinan sin las semillas de sésamo. De igual manera, debes saber que los Pretzels nacieron en Baviera, por lo tanto esta es la región en la que más se consume.

17. Cerveza

La cerveza es una de las bebidas alcohólicas más consumidas del mundo

Es una de las bebidas alcohólicas más famosas de Alemania y el mundo. En esta nación la cerveza es uno de los típicos acompañantes que encontrarás para amenizar las comidas y las reuniones. En general, tiene un sabor amargo pero refrescante. Se hacen a base de cebada y otros cereales fermentados.

Prepararla no es un proceso sencillo, pues requiere de algunas maquinarias y operaciones especiales. Por esto, no es una bebida que suele hacerse casera. En Alemania, las principales marcas de cerveza son la Pilsner, la Helles y la Weissbier. La primera será tu mejor opción si te estás al norte del territorio alemán, pues es la que domina ese mercado. Las otras dos las encontrarás en Baviera, al sur de la nación.

Un dato a tomar en cuenta si quieres hacer turismo en Alemania es que vengas en octubre, pues se lleva a cabo el Oktoberfest. Este es un festival que se realiza en Múnich, por lo general reuniendo una gran cantidad de cervezas artesanales e industriales. Si eres fanático de esta bebida en específico, no dejes pasar la oportunidad de visitar uno de los países con mayor tradición cervecera del mundo.

18. Apfelstrudel (Strudel de manzana)

Hecho con manzanas y pan rallado, el strudel es uno de los mejores postres alemanes

El strudel es uno de los postres alemanes con manzanas más importantes de la nación. Los ingredientes que necesitarás, además de las propias manzanas, son el pan rallado, la mantequilla y algunas almendras. Esta es una receta muy antigua, cuyos orígenes tuvieron lugar en la frontera de Alemania y Austria.

Su preparación requiere de tiempo y esfuerzo, pues puede tomarte incluso una hora y media. El primer paso a realizar será pelar las manzanas en cuadros, para luego mezclarlas con el pan rallado. Luego debes agregar canela y mantequilla, además de un toque de esencia de vainilla. Finalmente, se añaden las almendras y se enrolla la mezcla dentro del hojaldre para que puedas hornear.

Por sus orígenes cerca de las fronteras sureñas del territorio alemán, este postre lo podrás encontrar mayormente en ciudades como Baviera, Hesse y Baden-Württemberg. Como curiosidad, debes saber que en estas zonas también puede ser preparado con ron. Así que si eres fanático de los licores, aquí encontrarás una interesante mezcla entre la gastronomía y esta famosa bebida alcohólica.

19. Berlinas

Las berlinas son una de las mejores comidas dulces de Alemania

Las berlinas forman parte de las comidas dulces más típicas de Alemania. Se trata de una masa esférica que se puede rellenar con chocolate, fresa o crema pastelera. Sin duda es uno de los postres más ricos que podrás probar en el territorio alemán.

Su preparación no tiene mayor complicación, pues es un postre bastante sencillo. Lo primero que debes hacer es elaborar la masa, con harina, huevos, mantequilla y azúcar. Una vez que hayas hecho esto, tendrás que darle la forma esférica a tus berlinas, para finalmente dejarla reposar y hornear por una hora. Cuando estén listas tienes que guardarlas en la nevera hasta el día siguiente, debido a que este dulce se come frío.

Las berlinas son una alternativa dulce muy típica en toda Alemania, pero un dato interesante es que producto de la emigración alemana este postre llegó a destinos muy lejanos. Es por esto que podrás encontrarlo incluso en países como Uruguay y Argentina, donde se les conoce como bolas de fraile. De igual manera, en Paraguay y Costa Rica las llaman bollos y cremitas, respectivamente.

20. Eierlikör (Ponche de huevo)

En muchas de las fiestas católicas podrás encontrar el eierlikör

El ponche de huevo es una de las bebidas con alcohol más típicas de Alemania. La podrás hacer mezclando varios tipos de licores con vainilla, leche condensada y, por supuesto, huevos. En Alemania no sólo lo consumen como bebida, sino que también lo suelen utilizar en la preparación de algunos postres, como el flan al baileys, que es un dulce irlandés.

Su método de preparación es muy breve. Empiezas batiendo las yemas de seis huevos, para luego mezclarlos con un poco de azúcar. Posteriormente, debes agregar la leche condensada junto con las bebidas que desees utilizar. Lo más común es que uses ron, vodka o whisky. Finalmente, añades un toque de esencia de vainilla y lo metes en tu refrigerador. Una vez que esté frío, sabrás que está listo para beber.

Esta bebida es muy típica en todas las regiones de Alemania, pero es consumida en mayor cantidad durante las fiestas católicas. Por lo tanto, es probable que veas mucho más licor de huevo si viajas a Alemania durante la Semana Santa o Navidad.

Un dato curioso es que en Alemania usan esta bebida como un aperitivo al café. Si bien puede no sonarte como una práctica muy convencional, para los alemanes es algo bastante normal empezar su día con un poco de licor de huevo.

21. Federweisser

El federweisser es un delicioso vino de uvas blancas

Es un vino elaborado con un solo tipo de uva: la blanca. Es una de las bebidas alcohólicas más consumidas en Alemania y posee un 4% de grados de alcohol. El federweisser tiene un sabor bastante suave y refrescante, ideal para degustar durante los días de calor del verano alemán.

En Alemania, la vendimia comienza entre los meses de septiembre y octubre, por lo tanto es el momento en el que más se consume este vino. Normalmente, debes tomarlo acompañado de algún dulce o postre, como el pastel de cebollas. Por lo general, lo conseguirás en los Biergärten, los cuales son jardines de Baviera utilizados para realizar eventos o festivales de bebidas alcohólicas, como el federweisser.

Si viajas Alemania, un detalle interesante que verás es que muchas personas consideran al federweisser como un mosto y no como un vino. Esto se debe a que tienes que tomarlo con mayor rapidez por su poco tiempo de fermentación. En definitiva, si te gusta la cata de vinos y los licores en general, no podrás pasar por alto esta bebida.

22. Apfelwein (Sidra)

El apfelwein es un rico acompañante para muchas comidas en Alemania

El apfelwein es un tipo de sidra alemana que se produce fermentando manzanas. En Alemania también lo podrás conseguir como vino de manzana, y suele tener un contenido de alcohol que va entre los 7º y 9º grados. Su sabor suele ser ácido, sin embargo no deja de ser bastante refrescante.

El primer paso en su elaboración es aplastar las manzanas, ya sea a mano o con algunos instrumentos especiales como los machacadores. Cuando hayas extraído el jugo, debes conservarlo en sus respectivos barriles para luego agregarle las levaduras correspondientes y comenzar el proceso de fermentación. El período que tendrás que esperar para ver la sidra lista es de entre tres y cuatro meses.

Las manzanas que se fermentan para la producción de esta rica sidra las encontrarás en Frankfurt, en el centro de Alemania, al igual que en Hessen, la cual se ubica en el sur. Se ha convertido en una de las bebidas más tradicionales de Alemania gracias a su distinguido sabor. Esta sidra la podrás tomar en cualquier parte de la nación, normalmente como un delicioso acompañante de algunas comidas.

23. Kirschawasser

El kirsch es una de las bebidas con mayor nivel de alcohol en Alemania

También conocido como kirsch, es una de las bebidas alcohólicas más fuertes de Alemania. Es un aguardiente cuyo ingrediente principal son un tipo de cerezas que crecen en la Selva Negra. Posee 40 grados de alcohol y es una buena opción si buscas alguna bebida para preparar un cóctel.

Su preparación requiere, además de las cerezas, de aguardiente y albaricoque. Si quieres preparar kirsch casero, lo primero que debes hacer es machacar las cerezas, para luego mezclarlas con el aguardiente y dejarlas macerar por tres semanas. Cuando este tiempo haya pasado, tendrás que agregar el albaricoque y ponerlas a macerar nuevamente. La bebida está lista para consumir en un plazo de dos meses.

En Alemania normalmente lo toman en cócteles después de la comida por su delicioso sabor. Esta práctica la podrás ver en todo el territorio alemán, independiente de la región en la que te encuentres. De igual manera, el kirsch ha trascendido las fronteras de Alemania, siendo consumido también en otros países de Europa, como pueden ser Suiza, Francia y Hungría.

24. Welfenspeise

El welfenspeise es uno de los postres más ricos de Alemania

Uno de los mejores postres de Alemania es el welfenspeise, el cual es un pudín de dos capas originario de la región de Baja Sajonia, al norte del territorio alemán. Los componentes que necesitarás para prepararlo son leche, maicena y vino blanco. Es un dulce distintivo debido a que es una opción ligera, a diferencia de otros postres que contienen mayor cantidad de grasas y calorías.

Para iniciar la preparación de este postre hay que hervir la leche y mezclarla con la maicena, para luego agregarle un huevo. Posteriormente, deberás verter la crema que se forme en un recipiente y agregar la espuma del vino. Una vez que hayas hecho todos estos pasos, puedes calentar la mezcla y, cuando esté lista, ponerla a refrigerar.

Aunque se come en toda Alemania, la ciudad de Hannover es donde más se consume. Durante cualquier parte del año es común que encuentres el welfenspeise en muchos restaurantes de esta zona, pero algunos de los más recomendados son Bavarium, Beef and Reef y Der Gartensaal, estos cuentan con excelentes comentarios por parte de sus visitantes..

25. Buchweizentorte (Torta de Alforfón)

Creado en la frontera con Austria, el buchweizentorte es un rico postre alemán

Es un delicioso postre originario de las regiones fronterizas de Alemania y Austria. Su ingrediente principal es el alforfón o trigo sarraceno. Este ingrediente lo encontrarás sin mayores complicaciones en los mercados alemanes, pues es importante dentro de la preparación de algunos platos dulces en el país.

Además de su ingrediente principal, esta torta lleva huevos, azúcar, mantequilla y manzana. Para comenzar a prepararla tendrás que batir los huevos y mezclarlos con el azúcar. Luego agrega la mantequilla y un poco de harina de trigo, seguida por las manzanas. Finalmente, luego de revolver la mezcla debes meterla en el horno por 45 minutos a unos 180° C y estará lista para comer.

Es uno de los postres alemanes caseros más fáciles que puedes preparar, además de que cuenta con el aditivo de ser un dulce libre de gluten. Por lo tanto, la torta de alforfón no sólo te resultará una opción muy rica, sino también bastante saludable. Se consume durante cualquier parte del año en muchas zonas de la nación, pero principalmente en las regiones sureñas de Baviera y Baden-Württemberg.

Alemania: Sabores imperdibles

La gastronomía alemana es una de las mejores del Viejo Continente

Las gastronomías más importantes de Europa son, sin duda alguna, la española e italiana. Sin embargo, la alemana no se queda atrás. Como es tradición en el Viejo Continente, algunos platos se han globalizado y han llegado a nuevas fronteras, pero nada se asemeja a la experiencia de que viajes tú mismo a Alemania y pruebes las delicias que tiene para ofrecerte.

Cuando se habla de cuáles son los platillos típicos de Alemania, se piensa únicamente en comidas con salchichas u otros tipos de carne. Sin embargo, la clara influencia de los componentes naturales hace que la cocina de Alemania sea muy variada. Además, gracias a este detalle la gastronomía alemana te ofrece también algunas elecciones más saludables, como el chucrut o el knödel.

Desde sus postres, hasta sus platillos para todo tipo de gustos, la cultura gastronómica está presente en todos los lugares turísticos de Alemania. Por todo esto, es una de las cocinas más representativas de Europa desde hace muchos años.

Después de repasar la lista seguramente tienes los datos suficientes para decidirte a conocer más de cerca los platillos representativos de Alemania. No dudes en aventurarte a conocer un destino que seguramente te alegrará el paladar.

En orden de aparición de las fotos:

1. comidas tipicas de alemania 1 (Introducción): jandercito (Flickr)
2. Quark (cuajada): granjalacumbre.l493 (Instagram)
3. Bratwurst (salchicha a la parrilla): old_mary1963(Instagram)
4. Kartoffelsuppe (sopa de patata): brian noe(Flickr)
5. Currywurst (Salchicha al curry): Lukas Litschauer (Flickr)
6. Bratkartoffeln (patatas hervidas con tocino y cebolla): n_just (Instagram)Flickr
7. Rouladen (filete relleno): JaBB (Flickr)
8. Chucrut: Ibán (Flickr)
9. Kassler (filete de carne): Márcio Cabral de Moura (Flickr)
10. Eisbein (pata de cerdo): Alexander Gorlin(Flickr)
11. Kartoffelknödel (albóndigas de patata): kochtopf (Flickr)
12. Weisswurst (salchicha de tocino): Ernesto Andrade (Flickr)
13. Hasenpfeffer (estofado de conejo): df2bandit (Instagram)
14. Nordseekrabben: Jens Hembach (Flickr)
15. Kieler Sprotten: themaskedchef_official (Instagram)
16. Kartoffelpuffer (panqueque de patatas): Gourmandise (Flickr)
17. Pretzels: Jason Meredith (Flickr)
18. Cerveza: Nervión al día (Flickr)
19. Apfelstrudel (strudel de manzana): biancakorherr (Instagram)
20. Berlinas: mesaschucheslolasruano(Instagram)
21. Eierlikör (ponche de huevo):Gourmandise (Flickr)
22. Federweisser: matteomaccherone(Instagram)
23. Apfelwein (sidra): Jeremy Brooks (Flickr)
24. Kirschwasser: bauerbaur(Instagram)
25. Welfenspeise: yannicklampe (Instagram)
26. Buchweizentorte (torta de alforfón): Wei-Duan Woo (Flickr)
27. comidas tipicas de alemania  2(Cierre): Chris Goldberg (Flickr)

DESCUBRE LAS COMIDAS TÍPICAS DE OTROS PAÍSES

España ● Italia ● Francia ● Portugal ● Alemania ● Austria ● Bélgica ● Bulgaria ● Croacia ● Dinamarca ● Finlandia ● Grecia ● Holanda ● Hungría ● Inglaterra ● Irlanda ● Islandia ● Malta ● Noruega ● Rusia ● Suecia ● Suiza ● Turquía ● Europa

DESCUBRE TAMBIÉN LAS COMIDAS TÍPICAS DE ESTOS OTROS PAÍSES:

España: Paella y cocido madrileño

Italia: Lasagna y pizza

Francia: Aligot y quenelle

Portugal: Bacalao en salazón y lechón

Alemania: Thüringer Klöße y albóndigas de pasta

Austria: Viennese apfelstrudel y escalope vienés

Bélgica: Moules-frites y carbonara flamenca

Bulgaria: Yogur, tarator y shopska salad

Croacia: Queso de pag y bakalar

Dinamarca: Smørrebrød y gravad laks

Finlandia: Perunat y pan de centeno

Grecia: Tzatziki y musakas

Holanda: Rijsttafel y bitterballen

Hungría: Gulash y pörkölt

Inglaterra: Bangers and mash y scones

Irlanda: Boxty y cuddle

Islandia: Bacalao y cordero islandés con verduras

Malta: Pastizzi y gbejniet

Noruega: Sopa de carne de reno y rakfish

Rusia: Shashlyk, pelmeni y borsh

Suecia: Köttbullar y kroppkaka

Suiza: Fondue de queso y Raclette

Turquía: Döner kebab y yogur

Europa: Salami de samobor, potica y khorovats